Política

“Que Tránsito ocupe la Terminal de Cruceros pone en riesgo la conquista patrimonial del Municipio”

6701_gAnte el anuncio del intendente de trasladar las dependencias de la Dirección de Tránsito, ubicadas en la Av. Libertad 3557, a la Terminal de Cruceros en la Escollera Norte, el concejal de Acción Marplatense Héctor Rosso, cuestionó la resolución y recordó que el lugar no es una propiedad municipal y que en su realización intervinieron la Armada Argentina y la Provincia de Buenos Aires.

“La Escollera Norte fue cedida por la Armada Argentina para la constitución de corredor recreativo y  comercial. Para eso se firmó un convenio específico entre el Estado provincial y la Armada, por el que el estado provincial paga un alquiler”, recordó Rosso y añadió que “posteriormente el Gobierno Provincial firmó un acuerdo con el Municipio para formar un consorcio que administre la Escollera, respetando los objetivos del acuerdo con la Armada: concretar un corredor cultural y comercial. En ese marco es que la Provincia decide hacer la Terminal de Cruceros”.

Leer: Por seguridad, Arroyo decidió trasladar Tránsito a la Terminal de Cruceros

En este sentido, el edil remarcó que “el Convenio fija un destino y límites al uso de la Escollera. De ninguna manera ese destino contempla poner una dependencia municipal, y mucho menos una que no se relaciona en modo alguno con el sentido comercial, cultural y turístico previsto”.

“Disponer que Tránsito ocupe la Terminal de Cruceros cambia unilateralmente el destino acordado con la Armada y la Provincia y pone en riesgo esa conquista patrimonial del Municipio que por primera vez en la historia logra poner un pie en la Escollera con el fin de integrarla a las políticas públicas turísticas, culturales y comerciales de los ciudad”, detalló Rosso.

Además, destacó que “se avanza sobre un bien que no es propiedad municipal y, a su vez, se distorsiona un fin importante. Se trata de un imposible formal que lesiona un interés concreto del Municipio y agravia convenios preexistentes. Lo sensato es trabajar para que ese corredor tome cada vez más valor, y no incurrir en una transgresión claramente cuestionable y perjudicial”.

“A su vez, hay una ordenanza aprobada por el Honorable Concejo Deliberante donde se establece el destino y se conformó el Consorcio Público de la Escollera Norte integrado por Provincia y Municipio”, amplió.

Por otra parte, afirmó que “el uso previsto está consensuado con el Plan Estratégico y nunca existió una recomendación de un uso como el que ahora se impulsó unilateralmente”.

Seguido, el edil recordó que “el Municipio pavimentó y colocó alumbrado público en la Escollera, mientras que la Provincia hizo la Terminal”.

“A la escollera hay que generarle más inversiones, por lo tanto convertirla en sede de Tránsito es desvirtuar un logro y un patrimonio que sirve para generar un desarrollo importante. Ya llegaron dos cruceros y que tengan que arribar más significa que hay que trabajar más, no que haya que llevar Tránsito ahí”, concluyó.

Ante la decisión de trasladar las oficinas de Tránsito a la Terminal de Cruceros, el concejal de Acción Marplatense Héctor Rosso presentará un pedido de informes al  respecto y elevará una resolución a la Armada Argentina y a la Provincia de Buenos Aires. 

4 Comentarios

  1. Independientemente de las razones jurídicas y/o jurisdiccionales, no me parece apropiado instalar Tránsito allí, aunque sea en forma temporaria. Desde el punto de vista operativo les va a resultar dificultoso, en temporada, poder desplazar los vehículos y los agentes desde allí hasta los sitios elegidos para operativos o hasta el microcentro.

  2. Bla,Bla,Bla..Este impresentable,burocrata,sectarista de Rosso no tiene autoridad politica para quejarse de nada.Jueraaaaaaa!!!

  3. Se firmó un CONVENIO ESPECIFICO, por el que el estado provincial paga un alquiler”, y firmó un acuerdo con el Municipio para formar un consorcio que administre la Escollera, respetando los objetivos del acuerdo con la Armada.

    En resumida cuenta se C@gan en todo, no importa los acuerdos lo que firme, nada…

    Vamos bien…

  4. Qué raro Rosso poniendo travas