Ciudad, Información General

“Para nuestra sociedad, la seguridad o su ausencia se ha convertido en la gran preocupación”

blankLos defensores del pueblo conformaron hoy el Observatorio de la Seguridad Comunitaria, con el objetivo de denunciar el empeoramiento de las condiciones de vida en los barrios de la ciudad: “Es indiscutible que para nuestra sociedad, la seguridad o su ausencia se ha convertido en la gran preocupación”, señalaron los funcionarios.

Fernando Rizzi, Daniel Barragán y Luis Salomón decidieron conformar este espacio a partir de hoy, con el que pretenden aportar “una herramienta al servicio de los vecinos, de la seguridad y de la salud pública de los habitantes de Mar del Plata y Batán”.

Los defensores del pueblo señalaron además a través de un comunicado que entienden “que la seguridad es un tema de salud pública por cuanto su ausencia condiciona el bienestar y el buen vivir de los vecinos”.

A través de un comunicado señalaron que “los robos, el narcomenudeo y las usurpaciones aumentan y deterioran la calidad de vida, las relaciones entre vecinos y el uso de los espacios públicos. La construcción de una seguridad comunitaria necesita de la intervención y participación ciudadana de los diferentes niveles y agencias del Estado municipales, provinciales y nacionales y las instituciones de la sociedad civil que conviven en el territorio”.

Indicaron además que la seguridad “es responsabilidad del Estado que debe garantizar presencia en todos los barrios, pero sin un trabajo conjunto con los Foros de Seguridad que hacen un gran trabajo, las sociedades de Fomento y todas las instituciones barriales carece de eficacia”.

Y explicaron que la seguridad comunitaria implica “prevenir y hacer cesar los delitos, proteger a la comunidad de la violencia y la criminalidad y fundamentalmente crear un ambiente propicio y adecuado para la convivencia pacífica de las personas, que les permita gozar íntegramente de su salud, sus derechos y libertades”.

“Es un enorme desafío reconstruir un lazo social, recuperar e impulsar prácticas de convivencia pacífica hacia el interior de las comunidades que incluyan a los vecinos y a las Fuerzas de Seguridad”, manifestaron Rizzi, Barragán y Salomón a la vez que explicitaron: “La seguridad es deber del Estado y en el proceso de construcción de sus políticas, debe estar involucrada la sociedad civil y sus organizaciones, garantía de la sustentabilidad de un modelo de seguridad comunitaria”.

En otro sentido, indicaron que la promoción de políticas de inclusión y participación como medios para movilizar recursos, capacidades y saberes de la sociedad civil, “debe potenciar los objetivos y otorgarles mayor legitimidad, garantizando así posibilidades transformadoras”.

Finalmente aseguraron que la gravedad de la problemática “nos llevan a la puesta en marcha de este Observatorio de la Seguridad comunitaria para ponerlo al servicio de los vecinos, las instituciones y las autoridades, tanto policiales como de seguridad del municipio para entre todos trabajar para hacer mejor vivibles los castigados barrios de Mar del Plata y Batán”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*