Política

La política local ya tiene su acoso laboral y violencia de género: Morro vs. Ciano

 

blank

“Quiere sacarme (por  Ariel Ciano) de todas las comisiones, que no tenga ninguna. Estoy podrida que me apriete y en malos términos” expresó la concejal Mercedes Morro, quien decidió alejarse del bloque que formaba junto a Ariel Ciano. El episodio no exento de  aprietes excesivos, está en conocimiento de todo el Concejo.

 

La disputa política es la obediencia debida, políticamente asumida por Ciano acompañando al Frente de Todos, que responde a la ministra Fernanda Raverta, cuya conducción ejerce en su calidad de máxima referente del kirchnerismo en la ciudad, en línea directa con Máximo Kirchner.

blank

No es un dato menor que la dirigente gastronómica se haya alejado. Su voto en la Comisión de Hacienda resultó determinante para la aprobación, ya que su abstención permitió que los cuatro votos de Juntos por el Cambio aprueben la fiscal impositiva 2020.

Ariel Ciano (cuyo mandato expira el año próximo) está buscando pista en el remixado peronista, dando muestras de pertenencia. ¡¡¡Tercera Posición!!!, ya no existe en realidad en su conformación original. Sus aspiraciones a pre candidato a intendente dentro del Frente de Todos, fue sólo una exhalación, un suspiro para ver de dónde quedaba agarrado y lo dejaron colgado, sin integrar ninguna lista, municipal, provincial o nacional. En el armado de Lavagna intentó pero no figuró, no resultó atractivo, en realidad no mueve votos, su vida política estuvo atada a su acercamiento a Gustavo Pulti, en el momento indicado.

El hombre de Massa, tampoco sabe a ciencia cierta, mejor dicho desconfía del ex intendente de Tigre. Lo dejó colgado del pincel. La avenida del medio o del ¿miedo? no prosperó. Ciano debe seguir “trabajando” haciendo méritos como mensajero K, en una parábola declinante que ya tiene sus antecedentes.

“En la Secretaría de Gobierno lo veíamos poco, casi no estaba”,  recuerdan en ese ámbito, donde tampoco olvidan su maltrato laboral, cuando Ciano fue secretario del área municipal durante el gobierno de Gustavo Pulti.

Sin dudas su mayor exposición fue cuando como presidente del HCD, por decreto designó a Amado Boudou vecino destacado de General Pueyrredon, cuando éste era vicepresidente de la Nación. Hoy cumpliendo condena y otras causas en trámite, Boudou  es considerado en el oficialismo un perseguido político, seguramente un concepto que acompañó Ciano.

Ciano y Massa transitaron la ruta del destino de casi $ 28.600.000.- que bajaron para ser destinados a la policía local, pero su administración y gestión terminó en la justicia por malversación hasta en el hospedaje de efectivos en Chapadmalal.

Combustible y video cámaras también formaron parte de las irregularidades, que se articulaban en ese marco y en esa magnitud, casi $ 30.000.000.- era un monto demasiado significativo en 2010. Hoy las causas que se iniciaron no están cerradas.

blank

Ciano tampoco resultó ser eficiente, cuando pretendió eliminar la doble fila de estacionamiento de vehículos, frente a los establecimientos escolares ni cuando elevó un proyecto para destinar espacios para bicicletas en las playas de estacionamiento, el mismo grado de hilaridad que despertó el ex concejal García Conde, cuando impulsó líneas de subterráneos en la ciudad.

Se especuló, o mejor dicho fue evidente, que en la campaña de su candidatura hizo un uso deliberado del emblemático “Cholo” como se lo conoce a su padre con 50 años de trayectoria en el periodismo. Pero allí, sigue colgado en el pasamanos del colectivo de la política, blindado por el multimedios para persistir como empleado del Estado, a costa de los dineros públicos que dice defender cuando se opone al aumento de las tasas.

 

Notas vinculadas: 

Visto, oído y comentado en el H.C. Delirante: Súper población en el cuarto piso

Hay gente mala en la política y malos  políticos: el caso de Cheppi (h) junto a Sergio Massa

Los comentarios están cerrados.