Política

Transporte de pasajeros: por qué exhortan a mantener el diálogo y la paz social, sin dirimir la cuestión de fondo

 

No debe descartarse que la indisimulada confrontación del presidente de la Nación y su vice, se haya insertado en la distribución de subsidios a empresas de servicios públicos, entre ellos los que corresponden al transporte de pasajeros, privilegiándose una vez más al AMBA, zona a la cual habrían llegado los subsidios tras la amenaza de la UTA. En una medida de profundo matiz político.

En consecuencia, la quita de subsidios que permiten el mantenimiento del servicio nuevamente lo sufren las provincias, las municipalidades y las prestatarias del interior del país, observándose el recorte y la suspensión selectiva que aplican desde la Nación, entre el Ministerio de Economía y el Ministerio de Transporte.

Resulta obvio, que la decisión política es que no se rompa nada (como por ejemplo la paz social) en el ámbito del conurbano bonaerense y CABA (conocido como AMBA). Resulta más que un indicio, que en el 2021 el ajuste llegará sin anestesia al interior del país, con beneficios que sólo alcanzarán a los usuarios que bombean los votos del oficialismo, en los 40 partidos que componen el AMBA.

Una curiosa interpretación no exenta de un mensaje más profundo y preocupante frente a una suspensión y/o eliminación de subsidios a la totalidad de las empresas del transporte público de pasajeros difunde hoy el diario Ámbito Financiero al sostener: «se exhorta al sector empresario al cumplimiento de sus obligaciones laborales y a las partes, a mantener el diálogo y La Paz social garantizando el transporte urbano de pasajeros».

Resaltando que “Luego de la intimación realizada por UTA, el ministerio de Economía transfirió los fondos por subsidios aplicables a salarios, lo que asegura el pago de haberes a los empleados de líneas de colectivos del AMBA”.
Y continúa: “Por ellos, se firmó un acuerdo en el cual el Ministerio de Transporte señaló que con los fondos ya enviados, «se exhorta al sector empresario al cumplimiento de sus obligaciones laborales y a las partes, a mantener el diálogo y La Paz social garantizando el transporte urbano de pasajeros».

Agregando “Una situación similar sufrieron hace pocos días los afiliados del interior del país, lo que motivó el reclamo de la UTA, recordó el gremio en un comunicado que fue difundido a la prensa”.
«Parece mentira que nuevamente tengamos que salir a dar a conocer a la sociedad que la historia se repite y que desde algún despacho no se comprende la situación que hoy ponemos a la luz nuevamente», dijo más temprano la UTA.

El gremio afirmó que la situación hace pensar a sus integrantes que «en algunos sectores de la Administración Pública Nacional, avanza sin pausa otra pandemia, la de la negligencia o impericia burocrática que impide a algunos tener respeto por el pueblo trabajador, despreocupándose abiertamente por la vulneración de sus derechos».

Por ello, la UTA anunció temprano a la sociedad que para el caso de que esta situación no se solucione en lo inmediato «decidiremos una medida de fuerza total». El paro finalmente fue desactivado.

Los comentarios están cerrados.