Política

Trabajadores de Sanidad cercados por la pandemia y la voracidad empresarial

blank

 

Están en la primer fila de la trinchera contra el Covid, fundamentalmente porque aman su profesión y ser solidarios con sus semejantes. Hoy los trabajadores de la Sanidad marplatense, con más de un 75% de sus integrantes que se han sido afectados por el virus, de los cuales muchos siguen padeciendo hoy sus secuelas, parecen olvidados a su suerte.

Cansados, estresados, algunos de los cuales se encuentran al límite de su resistencia mental. Este estado  ha llevado, inclusive a muchos, a tomar un ansiolítico antes de ingresar a sus trabajos para mitigar los síntomas de la ansiedad y angustia por trastornos del estado de ánimo ante la crueldad de la pandemia.

 

Personal de salud contratados como Monotributistas

En varios de los centros asistenciales de Mar del Plata (salvo contadas excepciones) se los trata como si fueran una parte del mobiliario. Así parece estaría sucediendo en el  Hospital Bernardo Houssay en Mar del Plata, donde , a pesar de ser Ley y figura en el Convenio Colectivo de Trabajo, no se les abona la sala maternal a aquellas madres que viven solas con sus hijos, y  que están trabajando porque no había personal y ellas le pusieron el hombro.  Tampoco los adicionales y la antigüedad como corresponde. Sin siquiera poder tomarse las vacaciones tal cual está estipulado.

Y como si fuera poco en el último tiempo se habrían contratado a unas 50 personas como Monotributistas, que cobran por servicios prestados, para de esta manera bajar el costo laboral.
Lo mismo estaría sucediendo en la “Clínica del Niño” que también habrían tomado a Monotributistas. Algo similar ocurre en el Sanatorio Belgrano, donde habrían comenzado a trabajar bajo ese régimen, pero hoy cumplirían funciones directamente en “negro”, con los riesgos que esto conlleva en este marco de la pandemia”

Según se pudo saber hoy el diálogo entre la gente de Sanidad y la dirección del “Houssay” está cortado, luego del destrato sufrido por los obreros de ese sector, agravando no solo la situación laboral, sino la de todos aquellos que son asistidos en ese lugar.

 

Innumerables presentaciones ante el Ministerio de Trabajo

Pudo saberse que en la actualidad existen innumerables presentaciones ante las autoridades del Ministerio de Trabajo, desde donde más allá de voluntad puesta de manifiesto por el Coordinador de la Coordinación de Delegaciones Regionales de Trabajo y Empleo Zona VIII, Raúl Calamante, esas buenas intenciones chocan con la falta de inspectores con que cuenta la Delegación de General Pueyrredón, que hace imposible cualquier control ministerial.

Lo que sucede en el Houssay, también ocurriría en varias clínicas de la ciudad, convertidas hoy en “planeras” merced a la ayuda del Estado a través de las ATP, por lo que el personal que allí trabaja debe sobrevivir, en muchos casos, con esa migaja del Gobierno.

Y si bien es cierto que bajó la recaudación de los consultorios, hoy las clínicas marplatenses están completas y atento a las declaraciones de muchos de sus directores, el sistema podría colapsar ante la falta de camas. De ahí que los trabajadores no entienden lo magro de sus salarios.

La pandemia y la voracidad empresarial los tiene cercados

La presente actualidad hace que quienes cumplen funciones en esos establecimientos se sientan cercados. Por un lado ante la imparable pandemia, y por el otro por la voracidad empresarial.

Por otro lado se preguntan ¿quién piensa en el personal de Salud? ¿Adónde quieren llegar? ¿Qué pasará cuando comience la reducción del personal, que de continuar estas condiciones laborales sucederá, y no haya quien atienda a los pacientes internados?

Hoy muchos tienen miedo. Lo reconocen y no se avergüenzan. Son seres humanos, que viven como lo afirman “en la primer fila de la trinchera…” Varios han ido cayendo. Algunos han podido levantarse, en tanto otros ya no lo harán nunca más.

El Hospital Privado, la excepción en Mar del Plata

blank

 

Pero no todo está perdido. Autoridades del Hospital Privado de Comunidad , uno de los centros asistenciales a la cabeza de la atención médica, al ver el esfuerzo de los trabajadores, dispuso el pago de un 20% extra sobre sus salarios al personal inherente al Covid , como Terapia, Aislamiento como forma de incentivarlos y acompañarlos en el esfuerzo. Fue una manera de estar junto a su gente.

Fuente: El Retrato de Hoy

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*