Política

Plaza del Agua: el doble mensaje K con un cementerio en el placard

blank

Muy posiblemente, acordado por Montenegro y Raverta, el bloque de concejales kirchnerista salió a poner palos en la rueda al tratamiento de una propuesta para transformar la Plaza del Agua, predio sobre el cual ya encontró tenaz oposición del empresario Florencio Aldrey Iglesias.

Y sobre este tema ejerció especial obstrucción en su momento, cuando hubo interesados en una millonaria inversión para convertir el lugar en un complejo comercial con salas de cine de última generación y modernas innovaciones en tecnología, que se ajustaban a la línea de arquitectura de la Plaza del Agua y ponían en valor el lugar.

blank

Fuentes a las que accedió mdphoy.com , ratificaron que Aldrey Iglesias no había compartido la iniciativa, ya que chocaba con los intereses del shopping construido en la vieja terminal ubicada a sólo 10 cuadras de la Plaza del Agua. Es decir que no sólo le entregan los negocios sino que también los cuidan para que no tengan competencia, con lugares de esparcimiento y atractivos que enriquecen la ciudad, con aportes de capital genuino que tanta falta le hacen a la ciudad afectada por la pobreza y la desocupación.

blank

El titular del multimedios La Capital, ha sido el motor de la oposición que obstinadamente ha seguido una línea funcional a la demonización del intendente Carlos Fernando Arroyo, llevándolo a la hoguera de un linchamiento mediático y político, condición sine quanom para que Guillermo Montenegro pudiera ser instalado como intendente y posteriormente elegido intendente.

Este modus operandi de destrucción política al intendente resultó funcional, cómodo, fácil y tentador para todo el resto de la representación política incluso el presidente del Concejo Deliberante, Guillermo Sanz Saralegui que había subido colgado del impermeable azul. Sólo Arroyo pudo generar semejante grado de descontento en la totalidad de la política marplatense que se alineó para devaluar a Agrupación Atlántica.

Estos mismos concejales (los mismos legisladores domésticos), el mismo bloque, el mismo partido político aplaudieron cuando el ex intendente Gustavo Pulti, en complicidad con el matrimonio Kirchner y el gobernador Daniel Scioli, adjudicaron, concesionaron, dieron exenciones y excepciones que favorecieron al grupo Aldrey que integra el ex gobernador, quien será designado como embajador en Brasil.

Esto es un verdadero escándalo que necesita operadores políticos, serviles, obscuentes y corruptos (¿Quién los va a investigar Fernández Garello?). ¿Investigó acaso las denuncias sobre enriquecimiento ilícito en Obras Sanitarias, que impulsó el fiscal federal General, Juan Manuel Pettigiani?

Un casino clandestino, un fraudulento traslado de juego artesanal del Hotel Hermitage al Casino del Mar, una concesión sumarísima e irregular del Gran Hotel Provincial a la cadena NH Hotel Provincial, con la participación de Aldrey Iglesias y Daniel Scioli, la adjudicación arbitraria del predio de la Terminal Sur para la construcción de un shopping, indebidamente mencionado como Paseo Aldrey, la explotación a Néstor Otero en la Terminal de Ómnibus, en sociedad con Aldrey Iglesias, que tuvo un manifiesto público, son apenas algunos eslabones de una cadena de ilícitos interminable.

Son todos truchos de manera absoluta, que encontraron afinidad en los negocios con bienes del Estado Nacional, Provincial y Municipal. CAMBIEMOS y Juntos Por el Cambio llegaron para aplicar de hecho una medida de extinción de dominio o derecho fácil como el que llevó delante de hecho el intendente Carlos Arroyo en playas adjudicadas a Aldrey Iglesias, que pagaban cánones viles, tenían exenciones o estaban exceptuados de tasas que pagan todos los contribuyentes para prestar servicio en el Hotel Hermitage, por ejemplo.

 Jorge Elías Gómez

jgomez@mdphoy.com

2 Comentarios

  1. Mar del Plata ,debe estar alerta!!!!ojo con el multimedios!!

  2. Acá el tema es quieren entregar un espacio público sin licitación !!!!! Basta de negociados !!!!