Básquet, Deportes

Pasó la escoba: Gimnasia barrió a Quilmes y es finalista

adc_-_quilmes_-_gimnasia_indalo_06Los sureños volvieron a imponer su defensa para derrotar a los marplatenses por 68-59, y no solo quedarse con la serie por 3 a 0, sino clasificar a la gran final de la Liga Nacional de Básquetbol.

El partido comenzó con una serie de rachas. La primera le perteneció a Gimnasia y fue de 5-0, con un triple de Diego Cavaco, de muy buena primera mitad y un doble de Sam Clancy. Sin embargo, la respuesta de Quilmes no tardó en llegar. Luis Cequeira sumó 5 puntos consecutivos y ayudado por un doble de Walter Baxley, pusieron a los dueños de casa al frente por 7 a 5.

Igualmente, el primer período fue dominado por las defensas y mostró ataques muy erráticos, con ambos conjuntos siendo incapaces de superar el 30% de cancha. Gimnasia sacó una pequeña diferencia con otra bomba de Cavaco, pero más tarde los de Ramella respondieron con el juego de poste bajo de Diego Romero, para ponerse 12-11 al frente.

Las rachas también dominaron el inicio del segundo parcial. La visita lo abrió mejor, tomando ventaja de 17 a 12 con penetraciones de sus bases (Nicolás De Los Santos y Santiago Scala), que forzaron un tiempo muerto de un enojado Leandro Ramella. A la vuelta del mismo, su equipo reaccionó. Maximiliano Maciel marcó diferencias de espaldas al aro y aunque Cavaco respondió con otro triple, una ráfaga de Baxley con 6 puntos seguidos, empataron la historia en 22.

A partir de ahí, todo se hizo muy parejo. Leonel Schattmann sumó para los patagónicos con un tiro de tres y un contragolpe pero en la última posesión de la primera mitad, Lucas Ortiz fue fouleado mientras tomaba un tiro de tres y con dos lanzamientos libres, dejó a Quilmes 31-30 abajo al llegar al entretiempo.

Lo mejor del cervecero hasta ese momento llegó en la reanudación del partido. Allí, pudo endurecer su defensa y con un par de jugadas de doble más la falta (una de Maciel y la otra de Baxley), tomó una diferencia máxima de 41 a 36.

De todas maneras, la misma le iba a durar poco. Los de Ramella comenzaron a bajar sus porcentajes y a tomar disparos apresurados, más allá de que Tayavek Gallizi generaba segundas oportunidades con su carga al rebote. Gimnasia aprovechó este bajón de su rival y con una rachita interesante de Santiago Scala, más un doble en transición de Diego Guaita, cerró el período como lo había comenzado: un punto arriba (48-47).

En los primeros minutos del cuarto parcial, poco cambió. Ambos conjuntos, que comenzaban a mostrar señales de nerviosismo, se intercambiaron el liderazgo en repetidas ocasiones. Un nuevo tiro de tres de Cavaco adelantó a los de Comodoro, pero como durante toda la noche, Romero estuvo preciso en el poste bajo para empatar el resultado en 55.

Todo parecía indicar que llegaríamos a una nueva definición cerrada, de esas a las cuales Quilmes nos tiene acostumbrados en el último tiempo, pero eventualmente no fue así. Scala anotó un par de libres para dejar a Gimnasia +1 y en la siguiente jugada un triple, para escaparse por 61 a 57.

Luego de un tiempo muerto de Ramella, Romero contestó con otro doble en la zona pintada, pero en lo que terminaría siendo el tiro de gracia, Federico Aguerre quedó libre en la línea de tres y convirtió un lanzamiento que acabó por sentenciar el juego y la serie. Finalmente, fue victoria por 68 a 59 para los de Gonzalo García, quienes de esta manera se consagran campeones de la Conferencia Sur y esperan en la final a Quimsa (2) o a San Martín (1).

Basquet Plus

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*