Ciudad, Información General

Otras dos plantas pesqueras cerradas por casos de Covid-19 en Mar del Plata

Se trata de Chiarpesca y Santa Lucía. Hubo tres casos positivos. Los establecimientos se desinfectaron, aislaron a casi cien trabajadores e hisoparon a los contactos estrechos.

blank
Fotos Diego Izquierdo
Chiarpesca, en Ayolas 2347, y planta Santa Lucía, en Bosch 646, en el barrio Puerto de la ciudad de Mar del Plata, se constituyeron en las últimas horas en nuevos establecimientos donde se reprocesa pescado fresco que debieron cerrar como consecuencia de registrar casos Covid-19 entre sus trabajadores. Ambos eemprendimientos debieron cerrar sus puertas, proceder a desinfectar y aislar al resto de los trabajadores que tuvieron contacto estrecho, según los protocolos sanitarios.

En Chiarpesca, donde trabajan unas sesenta personas, dos obreros camaristas dieron positivo luego de haber sido hisopados en la Clínica San Cayetano. “Ya estaban aislados cuando recibieron el resultado pero igual se hisopó a otros dieciséis compañeros que tuvieron contacto el último día que vinieron a trabajar antes que comenzaran con los síntomas”, contó Gastón, delegado de la firma.

En planta Santa Lucía funciona la cooperativa Costa Dorada, que corta materia prima para Pampa Fish. Uno de los treinta y cinco fileteros dio positivo en las últimas horas y también se hisopó al resto del personal y se desinfectaron todas las instalaciones.

Estas dos empresas se suman a Congelados Ártico, que debió cerrar la planta a partir del caso de una envasadora contagiada y proceder a su desinfección. El mayor caso fue Alejandro Korn, la planta clandestina que funcionaba en la calle homónima donde se contagió todo el personal y entre los contactos estrechos superaron los ochenta casos.

“Nos faltan confirmar a un par pero el resto de los dieciséis no estamos contagiados”, reveló el delegado este martes por la mañana. El trabajador destacó que la empresa de capitales chinos fue de las primeras en aplicar los protocolos de distanciamiento y registrar la temperatura del personal al ingreso al establecimiento. “El resto que faltaba también dio negativo”, anticipó el delegado al cierre de esta edición.

Por Roberto Garrone  – Revista Puerto

Los comentarios están cerrados.