Ciudad

Medina: “Si hay un muerto o un lastimado me lo tengo que masticar yo”

micros4El servicio de la línea 552 paso a ser un problema de fondo no solo para los vecinos del Nuevo Golf donde hace más de una semana que el transporte urbano no ingresa al barrio, sino para los encargados de garantizar la seguridad de los choferes. “Está muy duro el tema, los muchachos (por los conductores) no quieren ingresar a ese lugar. Estamos por reunirnos con los delegados y el empresario en cuestión para ver cómo podemos llegar a una solución”, aclaró a mdphoy.com, el secretario de la UTA Sergio Medina.

Los vecinos de la zona, luego de un exhaustivo pedido a las autoridades salientes, lograron que el transporte ingrese al barrio. Pero luego de varios hechos violentos, donde peligró la vida de más de un chofer, el mismo se cortó y ahora los residentes del lugar aseguran que es complejo para los chicos que van a la escuela como para la gente mayor, transitar al menos nueve cuadras, en algunos casos.

Las calles en mal estado sumado a la falta de luminarias y a la inseguridad reinante en la ciudad, complican el panorama para la vuela del servicio. “Entiendo a la gente que vive en el lugar pero esto es muy simple, si hay un muerto o un lastimado, me lo tengo que masticar yo”, sentenció Medina.

En tal sentido, recalcó que “si me dan las garantías necesarias, no solo con la seguridad que ya está hablado, sino con los delegados y los empresarios, no habría problema en retomar el servicio. Pero necesitamos que se cumpla, de esta manera no puedo jugar con la integridad de los trabajadores”.

Finalmente, agregó que “en las próximas horas nos reuniremos con los delegados, empresarios y el jefe de seguridad para determinar cómo seguirá la situación”.

Los comentarios están cerrados.