Deportes

Lo tiene alquilado: Peñarol volvió a perder ante Argentino en Junín

lnbargpen12-9No hay caso. El “Turco” volvió a ganarle a Peñarol y cosechó su tercer triunfo en tres partidos entre sí en la actual campaña. Fue un ajustado 69-65, con un Chaz Crawford intratable: 19 puntos, 23 rebotes y 3 asistencias. En el “Milrayitas”, el foráneo Robert Reed con 19 unidades, volvió a ser el más confiable.

Dominó Peñarol en el primer cuarto. Siempre estuvo al frente con un buen trabajo de Alejandro Diez, quien a pesar de no estar en plenitud física fue titular y capitán ante la ausencia de Leonardo Gutiérrez. El “Milrayitas” empezó muy firme y con un triple de Franco Giorgetti sacó 10 (18-8). Al sonar la chicharra, el elenco marplatense estaba arriba 18-12.

En el segundo, Argentino de Junín mejoró pero los marplatenses se mantuvieron al frente hasta que Chaz Crawford con un doble puso arriba a los locales 24-23. Los “Milrayitas” mejoraron luego, para poder alejarse por seis con una nueva bomba de Giorgetti (33-27) . Aunque el elenco de “Chiche” Japez apretó los dientes y volvió a emparejar el marcador, que favoreció al de Marcelo Richotti por 35-32 con dos libres de Nicolás Zurschmitten.

En el tercero, el cuarto de goleo más bajo, Argentino ganó 16 a 11 y cerró al frente 48-46. Hubo paridad  durante todo el desarrollo. Entre Gadson, Bolívar y Cangelosi tomaron las riendas de la ofensiva local, pero el que apreció en el final fue Chaz Crawford para meter un doble y dejar a su equipo arriba por un doble. En la última, Rob Reed asumió la responsabilidad pero falló el intento de dos puntos que hubiera significado el empate.

De todas maneras, el extranjero “Milrayitas” pudo encontrar revancha en la primera del último cuarto para igualar en 48. Pero los locales encontraron un par de triples que le dieron aire. Primero metió uno Gadson (55-49) y al ratito clavó otro Cangelosi (58-51). Restaban cinco minutos y medio y Richotti pidió “tiempo muerto”.

El dominio continuó para los locales, aunque de la mano de Reed, Peñarol llegó con muchas esperanzas al cierre. Perdía 63-54 pero el extranjero tomó las riendas y a puro triple lo puso a 4 (67-63) a falta de 50 segundos. También hubo una buena jugada de Acuña con Figueroa y un triple de Giorgetti , aunque la defensa visitante fue lo mejor. Una gestión defensiva excelente le dio la pelota con 25 segundos, pero Acuña ni Reed pudieron meter un triple esperanzador y la ilusión se diluyó.

Los comentarios están cerrados.