Ciudad

La policía de Santa Fe pasará a ganar más que la bonaerense y la Metropolitana

 

La recomposición salarial de la policía de Santa Fe se convirtió en tema de relevancia cuando las investigaciones judiciales a las principales bandas narco detectaron que entre sus integrantes coexistían agentes de la fuerza de seguridad provincial.

Un ejemplo: en la megacausa Los Monos, un 40 por ciento de los imputados eran policías que garantizaban la liberación del territorio o daban aviso cuando había un operativo en marcha.

En consecuencia, durante el gobierno del socialista Miguel Lifschitz comenzó un proceso de recomposición salarial con el fin de mejorar las condiciones de vida de los agentes para que no terminen al servicio de la comercialización de drogas o le faciliten logística o armamentos.

Es que el último gobernador socialista debió encarar un plan para despegarse de sus predecesores que terminaron la gestión con sus jefes policiales presos por sus vínculos con el narcotráfico.

Por ello, se puso atención al salario y contextos de trabajo que desempeñaban los policías que hasta se tenían que comprar los uniformes y equipamiento. Todas estas mejoras se profundizaron durante el gobierno de Omar Perotti a tal punto que con el aumento otorgado en octubre, los santafesinos pasarán a cobrar más que sus pares de Buenos Aires y Capital Federal, un hecho inédito, dicen en la fuerza.

Un oficial de la Policía santafesina, con 7 años de antigüedad, parará a cobrar unos 85 mil pesos de bolsillo, una vez aplicado el aumento de octubre, del orden del 10%. Además, a ese importe se le sumará un adicional por el Programa de Asistencia Económica Alimentaria para Personal con Tareas Operacionales de Cumplimiento Efectivo (Tarjeta TAP), que implica una asistencia económica complementaria mensual de más de 5 mil pesos, que se implementó durante la gestión del ex ministro Marcelo Saín.

Por lo tanto, en lo que va del año, el personal policial de Santa Fe ya recibió un aumento salarial del 45% -un incremento en línea con la inflación- y también ordenó un aumento para las horas suplementarias.

Los agentes de la Policía Metropolitana y la Bonaerense, cobran de básico entre 72 y 77 mil pesos de sueldo, mientras que un oficial de la Policía Federal recibe un sueldo de bolsillo de alrededor de 82 mil pesos. Con el aumento dispuesto, ahora los policías de Santa Fe con sólo 7 años de antigüedad, alcanzarán los 85 mil pesos de bolsillo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*