Ciudad

La confianza empresarial local entre un leve repunte y el escepticismo sobre el escenario luego de las elecciones

blank

La Fundación Global de Mar del Plata, con apoyo de la Fundación Friedrich Naumann (Alemania), presentó la actualización del Índice de Confianza Empresarial (ICE), un indicador exclusivo en la región que es el resultado de las evaluaciones de los empresarios sobre la situación presente y las expectativas futuras en relación tanto a su empresa como al clima de negocios general.

En este informe se percibe una leve mejora del clima de negocios en relación a la medición del mes de junio: “Esto se debe a una combinación de suba en las ventas y al mayor optimismo sobre el empleo y la inversión, lo que provoca una suba de más de 13 puntos en el ICE de septiembre”, explicó el autor del informe Marcos Falcone, licenciado en Ciencia Política por la UTDT y Magister en Ciencias Sociales por la Universidad de Chicago. Y agregó: “El 62.5% de los empresarios sondeados cree que el clima de negocios en Mar del Plata y la región es regular. Este valor implica un alza desde el 53% registrado en junio”.

“Algo menos de la mitad de los empresarios sondeados estima que tanto la economía de Mar del Plata como la del país se mantendrán estables en los próximos doce meses, pero expresan un mayor optimismo en las perspectivas económicas locales respecto de las nacionales. Mientras un 20% cree que la economía nacional crecerá, ese valor sube a 32.5% para la ciudad”, apuntó Falcone.

En cada edición de este informe, la Fundación incorpora a los indicadores permanentes preguntas de coyuntura específicas. En este caso, se consultó a los empresarios cómo evalúan la incidencia del resultado de las elecciones primarias del próximo domingo. La mayor parte de los empresarios sondeados prevé consecuencias negativas luego de las PASO, entre ellas una suba del dólar, una mayor cantidad de regulaciones y una aceleración inflacionaria.

“El interrogante de fondo es si esta mejora del clima de negocios responde a una recuperación genuina o es un espejismo preelectoral. La mayor parte de los empresarios continúa escéptica respecto de la posibilidad de que su situación personal y el contexto general mejoren en los próximos meses, lo cual obliga a la dirigencia política a generar certidumbre y reglas claras para incrementar la confianza y propiciar la inversión privada”, comentó Fernando Álvarez, director de la Fundación Global.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*