Portada

Intendente de Miramar habló de una comunidad “conmovida” por la muerte y destrozos que dejó el temporal

blank

El intendente de General Alvarado, Sebastián Ianantuonny, manifestó el dolor de esa comunidad por la muerte de un adolescente como consecuencia del temporal que castigó a la ciudad de Miramar en las últimas horas y destacó daños importantes, tanto en edificios públicos como privados, con importantes costos económicos para su recuperación.

Es la peor noticia, porque los daños materiales son muchos, pero la vida humana no y estamos muy conmovidos”, dijo a Radio Brisas sobre el menor que era hijo de un empleado municipal y murió golpeado por un árbol que cayó en 66 entre 5 y 7. Primero fue asistido en el Hospital Municipal y luego trasladado a Mar del Plata, donde falleció en el Hospital Interzonal General de Agudos con lesiones gravísimas en cráneo y abdomen. También confirmó cinco heridos, de los cuales solo queda internada una mujer mayor, fuera de peligro.

El jefe comunal explicó que están trabajando con EDEA para recomponer conexiones para activar bombas de agua y abastecer a los barrios. “Prácticamente garantizado el servicio”, dijo y planteó como principal tarea por delante es terminar de retirar árboles caídos.

Habló de una comunidad “conmovida” por lo vivido, tanto por la pérdida de una vida como por los daños materiales. “Tuvimos apoyo del gobernador y sus ministros para atender a familias que sufrieron voladura de techos y otros daños”, anticipó sobre la asistencia oficial que acompañará este proceso de recuperación de particulares.

Citó el caso del bar Chocolatta, que perdió el techo completo, entre otros daños. También la Carpa de Emprendedores, en la plaza principal, a la que se le voló la carpa donde funcionaban 40 puestos. “Son familias que esperan todo el año el verano para vender lo que hacen tuvieron este percance y los deja sin espacio para comercialización”, puntualizó.

Además citó daños por caída de árboles en Plaza del Trabajador y del Hogar de Ancianos.  Y la terminal de ómnibus, que perdió gran parte de su techo y sufrió daños interiores. Aún así aseguró que se podrá utilizar desde el frente de dársena y anticipó alguna clausura parcial del sector con mayores roturas.

“Hay daños estructurales que veremos las posibilidades de recuperación, cuantificar el daño y la respuesta posible”, dijo. En cuanto a la voladura de techo de Casa del Bicentenario confirmó que está cubierta por seguro.

Deja un comentario