Ciudad, Información General

Grave denuncia penal contra “Casino Victoria”

blank

Nos hicieron saber que no deberíamos iniciar ninguna acción porque “No sabíamos con quién nos metíamos”

Con el patrocinio del abogado Julio Razona, José Luis Redruello en carácter de sublocador de los locales gastronómicos 1 y 9, ubicados en el Boulevard Marítimo 2202/90, denunció penalmente al titular de la empresa Casino de Victoria a cargo de Daniel Mautone – socio del operador macrista Daniel Angelici – por la comisión de los delitos de DAÑOS y PERTURBACIÓN DE LA POSESIÓN, hechos ocasionados concretamente sobre la emblemática “Confitería La París”.

Según refirió el denunciante dicha empresa, que se adjudicó la concesión por 20 años en el manejo de las tragamonedas del Casino Central “respaldada por fuertes relaciones políticas en la Provincia de Buenos Aires” está llevando adelante la construcción ilegal de una “rotonda de ingreso de vehículos… a fin de facilitar el ingreso a la futura entrada al predio de Casino Victoria, que en el diseño de la misma consta en un marcado realizado con pintura sobre el piso, sin plano, medidas , o estudio alguno”. Añadiendo que “surge evidente de esa burda manera de diseñar la obra que esa construcción estará abarcando toda mi terraza o deck”.

Asimismo destacó que “el espacio utilizado para la futura rotonda abarca partes privadas como públicas, lo que implica que los denunciados están disponiendo de un bien del Estado Provincial, como si fuese un feudo particular”.

“NOS HICIERON SABER QUE NO DEBERÍAMOS INICIAR NINGUNA ACCIÓN PORQUE “NO SABÍAMOS CON QUIÉN NOS METÍAMOS”

En la presentación judicial radicada en la Fiscalía General Departamental, el pasado 10 de octubre, Redruello relató:

“Hace aproximadamente cuatro meses se presentó un grupo de personas sin identificarse , aparentando pertenecer a una empresa constructora , utilizando nuestro espacio y comenzaron a retirar y comenzaron a retirar máquinas tragamonedas desde una entrada al Casino Central , lindera a nuestros comercios , que pertenecían a la empresa Bolt y colocaron nuevas máquinas tragamonedas de la empresa cuyos titulares son los denunciados.

“Para llevar a cabo esa tarea debieron utilizar maquinarias pesadas y decenas de personal, hecho que surge de las fotografías que acompaño. Todas esas tareas, de extrema peligrosidad, se llevaron a cabo en el predio que exploto, por lo tanto para que puedan ingresar rompieron y dañaron todas las protecciones colocadas de vidrio de alto impacto y sus armazones de aluminio, sin siquiera habernos notificado que llevarían a cabo esa tarea, no autorizada por mi.

“Durante tres meses trabajaron en esa tarea personal no identificado, no existió cartel de obra, ningún tipo de resguardo ante un accidente, se subieron por las ventanas del Casino decenas de hierros de cientos de kilogramos, material de construcción, bolsas de cemento, etc., sin haberse colocado red alguna, lo que colocó tanto a trabajadores como a transeúntes y turistas en un grave peligro de sufrir un accidente.

“Esta zona, convertida en tierra de nadie no fue inspeccionada por autoridad municipal, provincial o sindical alguna, todo se desarrolló con la mayor violencia y prepotencia, desconociendo los derechos de los que trabajamos en la zona y en las decenas de familias que viven de las explotaciones gastronómicas. Apenas pudimos hablar con una persona que dijo ser arquitecto de Casino Victoria, el que se identificó, según sus dichos, como Julio Miguel, Director de Obra de Casino Victoria, haciéndonos saber que no deberíamos inicia ninguna acción porque “no sabíamos con quién nos metíamos”

El denunciante señaló, además, que “los operarios me han hecho saber que trabajaban en la obra, sin ART, casco de protección o medida alguna de seguridad para el personal o terceros, hasta la intimación hecha por carta documento para que cese el accionar delictivo”. Recalcando que “cada vez que he querido hablar con autoridades responsables (de Casino Victoria) me han dicho que a ellos los respalda una barra brava y que ni se me ocurra generar cualquier tipo de acción judicial, porque están decididos a tomar todo porque gozan de protección política y judicial”.

“Este inadmisible atropello debe ser detenido por la autoridad judicial, ya que no solo me han dañado mis bienes, turbado mi posesión, privado de trabajar, tanto a mi como a mi personal, sino que ahora usurparán mi espacio de trabajo”, concluyó Redruello.

Informe: Roberto Latino Rodríguez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*