Básquet, Deportes

“Era ganar o ganar”

El encuentro, desarrollado en el polideportivo Islas Malvinas de Mar del Plata y correspondiente a la zona Sur del certamen, tuvo los siguientes parciales: 20-13, 40-25, 54-39 y 72-61.

Quilmes, ya sin el jugador franquicia Román González (al que se le rescindió el contrato por problemas con el entrenador Daniel Maffei y los hinchas), alcanzó el mismo récord que su vencido de anoche, con una victoria y tres caídas. Phillip Hopson (18) fue el más destacado de los marplatenses, mientras que Jazwin Cowan (20) y Martín Melo (20) se destacaron en el perdedor.

  

  

Sportivo 9 de Julio volvió a sufrir una dura derrota en condición de visitante ante Quilmes de Mar del Plata por 72 a 61. En una noche para el olvido, donde el “Patriota” no jugó bien, los dueños de casa arrasaron en los primeros tres cuartos y la buena reacción albiceleste en el último capítulo no fue suficiente para revertir la historia. Jazz Cowan y Martin Melo fueron los más destacados en ofensiva con 20 puntos cada uno.El arranque del juego fue con toda la furia y rápidamente ambos equipos mostraron los dientes en ofensiva. Martín Melo tuvo un despertar de juego muy encendido, pero Quilmes respondió con su armada extranjera para tomar una rápida ventaja de 10 a 4 en los minutos iniciales con el hijo de estadounidenses nacido en Marcos Juáres, Phillip Hopson,  que rápidamente desequilibró.

A medida que corría el reloj, los caminos para llegar al aro rival se le complicaban a NUEVE, pero sus hombres se las ingeniaban al menos para marcar desde la línea de simples.

Llegando al final de los primeros diez minutos, Jazz Cowan con sus ganas y coraje buscaba convertirse en la llave ofensiva del “Patriota”, pero Hopson y Quilmes estaban muy afilados en ataque para culminar el primer capítulo arriba por 20 a 13.

 

Cuando amanecía el segundo cuarto, las cosas no eran sencillas para NUEVE y Cowan era uno de los hombres más certeros en la ofensiva “patriota”. El equipo de De la Fuente fue ajustando un poco más la defensa y esto le permitió ir lentamente achicando las distancias.

La escuadra riotercerense buscaba acercarse pero Quilmes contestaba con un Nicolás Ferreyra y un Britton Johnsen inspirados que le permitieron al elenco marplatense volver a sacar una importante máxima de 15 puntos a su favor.

Sólo restaban poco menos de tres minutos y el equipo de De la Fuente atravesaba por su momento de mayor confusión en el juego. La diferencia en del dueño de casa era de 21 tantos y el “Patriota parecía repetir una pobre actuación como ante Lanús el pasado domingo.

Cowan y sus ganas terminaron siendo lo mejor de un NUEVE que no brilló y se fue al descanso perdiendo 40 a 25. Un par de triples de Gastón Torre y Diego Gerbaudo le permitieron al “Patriota” limar las diferencias que por momentos superaron las dos decenas.

 

Las acciones retornaron con un parcial de 8 a 0 en favor de Quilmes que recién se cortó con un triple de Gerbaudo. La noche era complicada para NUEVE porque no jugaba bien y encima el dueño de casa cada vez jugaba con más confianza.

Promediando el tercer capítulo del juego, el conjunto riotercerense enfrentaba un panorama adverso en el marcador y desarrollo de las acciones.

Gerbaudo desde la base mostró algunos movimientos interesantes y Cowan parecía ser el único jugador “patriota” efectivo en la canasta.

Por el lado de Quilmes, Hopson siguió siendo un problema sin resolución para un NUEVE que no podía intentar ningún tipo de recuperación. Al término del tercer cuarto, el marcador era claramente favorable para los marplatenses que ganaban 54 a 39.

 

Enfrentando el inicio del tramo final, NUEVE comenzó con un rápido parcial favorable de 5 a 0 tras un triple de Melo y un doble de Cowan.

Repentinamente, el equipo de De la Fuente parecía empezar a encontrar los caminos en ofensiva y limaba un poco las diferencias, pero Quilmes todavía mantenía una cómoda diferencia de 20 puntos en su favor.

Con mayor acierto y mejor actitud, el “Patriota” llegó a acercarse a 15 puntos. Melo y Cowan con su entrega buscaban dar batalla y contagiar a sus compañeros, pero NUEVE perseguía de muy atrás a Quilmes.

En una noche donde el “Patriota” no hizo bien las cosas durante los primeros tres cuartos, Quilmes se alzó con una clara y contundente victoria por 72 a 61. Sportivo 9 de Julio volvió a sufrir un duro revés en condición de visitante y ahora buscará cortar la mala racha de resultados el próximo viernes en el estadio José “Gordo” Albert ante Estudiantes de Bahía Blanca (Prensa Sportivo 9 de Julio).

Los comentarios están cerrados.