Ciudad, Información General

El Centro Médico denunció que la situación de la medicina privada es “crítica”

En medio del alerta ante un posible rebrote del covid-19 en el país y con los números de contagios subiendo en la ciudad, desde el Centro Médico de Mar del Plata denunciaron “la situación crítica por la que actualmente atraviesa la medicina privada” local.

A través de un comunicado, la entidad indicó que “el año que termina desnudó muchísimas debilidades y puso en verdadero riesgo un sistema de salud que arrastra años de complicaciones” además de recordar que “el sector privado significa un 60% de la cobertura médica en el Partido de General Pueyrredón, y es el que brindó respaldo al Sistema público en pleno desarrollo de una pandemia sin igual”.

“Los bajos honorarios y la falta de una actualización adecuada de valores, por parte de prepagas y obras sociales, afecta seriamente a los destinatarios de los servicios médicos, que son, ni más ni menos, los que aportan todos los meses para acceder a una cobertura de salud”, destacaron.

Además, señalaron que “las prepagas, en especial OSDE, le aumentan todos los años la cuota a sus afiliados, pero ese aumento no lo trasladan ni a los médicos, ni a las clínicas. Las negociaciones con las prepagas son históricamente difíciles”.

El comunicado del Centro Médico de Mar del Plata relata además que luego de tres años de “fallidas negociaciones”, los especialistas en ortopedia y traumatología y un significativo número de especialistas en cardiología “no podrán continuar realizando las prácticas y procedimientos requeridos por sus pacientes, debido al déficit económico provocado por el incorrecto reconocimiento de los honorarios”.

Ni tampoco podrán continuar con “los gastos correspondientes a estudios complementarios por parte de la prepaga”, según lo denunciado desde la institución que representa gremialmente a más de mil profesionales médicos.

Por otra parte, explicaron que “tanto los traumatólogos como un significativo número de  cardiólogos, luego de tres años sin una adecuada respuesta ni disposición para resolver el problema, se vieron obligados a renunciar a la atención del convenio con OSDE”. Esto sucede desde noviembre con los traumatólogos y en los próximos 60 días con los cardiólogos.

Los comentarios están cerrados.