Destacado

Difícil que CAMBIEMOS: Consejo Federal de Justicia en el Hermitage de Aldrey, mientras citan a Scioli a indagatoria; no es chiste

blank

La política se dedicó a la filantropía con fondos públicos. Daniel Scioli fue el paradigma de la mano suelta como gobernador. El Hotel Provincial y el Paseo Aldrey documentan privilegios y excesos. Por qué Scioli probaba el sonido del complejo de cines de la cuestionada concesión, los domingos por la tarde. Por qué las empresas constructoras, que ahora le adjudican, reparaban la cubierta del paseo Hermitage, donde funciona un casino de la Provincia de Buenos Aires.

Por qué excepciones y exenciones, lo han tenido como excluyente beneficiario. Desde la dictadura militar, exceptuando el gobierno de Raúl Afonsín, hubo concesiones que rompieron las equivalencias en la ciudad, la igualdad ante la ley, disparando un millonario ducto económico, colmado de beneficios que llegan a la discrecionalidad de los actos de gobierno. Acá los hoteles para facturar, no había que construirlos ni había que tomar medios de comunicación, para sostenerlos con la híper generosa pauta oficial, como lo sentenció el Tribunal de Cuentas de la Provincia.

Los ministros Gustavo Ferrari y Germán Garavano, con el diputado nacional Guillermo Montenegro, posaron junto a Florencio Aldrey Iglesias, el socio de Daniel Scioli y Néstor Otero. En este contexto,  la Fiscalía General de Mar del Plata, con Fabián Fernández Garello, fue la unidad básica del P.J. durante la procuradoría de María del Carmen Falbo. Es indubitable que existen vínculos económicos entre Scioli y Aldrey Iglesias. Lo que no existe, son políticos que decidan desmantelar esta cuna de corrupción, que lleva décadas en General Pueyrredon.

blank

Para Elisa Carrió, ayer hubo una demostración de «un acuerdo de impunidad en la liberación de Cristóbal López», y observando la gráfica que publica en blanco y negro el multimedios La Capital, parece que no constituye una excepción, en los casos de impunidad  con el kirchnerismo que van camino a convalidarse. No hay un mínimo de recato, que por lo menos se recomienda por cuestiones de  ética pública, de las máximas jerarquías de la Justicia,  de los poderes ejecutivos de la Nación y la Provincia.

 También en la misma jornada, se conoció que fue ordenada la indagatoria a Daniel Scioli, en una de las causas que lleva adelante el fiscal de La Plata, Álvaro Garganta, quien se desenvuelve con una estructura sumamente precaria, pese a lo cual avanza en sus investigaciones casi sin dotación logística.

Existe una continuidad de vasos comunicantes entre el sciolismo y la actual gestión provincial bonaerense. Fabián Perenchodnik, fue el enlace con la gestión anterior, actuando como una prolongación, ante el desierto que se le abría a la gobernadora Vidal, consagrada en octubre de 2015, para gestionar  el territorio que contiene el 40 % del electorado nacional. El actual secretario General de la Gobernación, mantuvo  en su nuevo rol, los firmes lazos que continúan uniendo a Florencio Aldrey Iglesias con Daniel Scioli. Fue un trasplante donde no hubo rechazo de órganos, se cambió sólo el color naranja por el amarillo. Maquillaje barato, propio de un camarín teatral con estrecho presupuesto.

Así como no representa una exposición necesaria ni propia de un de cholulo, Aldrey Iglesias se hace retratar no casualmente en esa foto de pésima calidad gráfica, sino que es un mensaje claramente mafioso, al aparecer entre los ministros de Justicia, Germán Garavano y Gustavo Ferrari. Es una advertencia, un alerta que lanza ante los poderes concedentes, en un acto explícito de tráfico de influencias, que transmite desde el multimedios, que apunta a CAMBIEMOS en general y al intendente Carlos Arroyo en particular.

Son irreconciliables con el sano control de la administración de bienes públicos, los manejos del Estado con el múltiple y activo empresario. El Paseo Hermitage fue convertido en un casino, sólo aduciendo en una esquela,  el traslado de 6 mesas de juego artesanal del salón Doré del citado establecimiento. La  excusa/pretexto, era recuperarlo como espacio cultural. En las instalaciones como por arte de magia, surgió el Casino del Mar, aparecieron 250 máquinas tragamonedas, que contribuyeron al exceso de la oferta lúdica que ya mantiene la ciudad e impacta sobre los niveles de pobreza. Es un alquiler que insólitamente paga la provincia.

“Todo está como eran entonces, la casa, el río, la gente…” decía en su poema Baldomero Fernández Moreno y lo mismo debe pensar el pionero de La Coruña, observando el manejo de Mariu y sus amigos en Mar del Plata.

Dr. Eduardo Romanín

Partido Socialista Auténtico

Secretario Provincial

Nota relacionada:

¿Para qué sirven hoteles y teatros vacíos?

4 Comentarios

  1. La misma MUGRE en otra bolsa

  2. Nooooooooo, al final el único que se enfrenta a gallego chorro es Arroyo, volverá a tener mi voto.

  3. si siempre lloramos sobre la leche derramada estamos fritos, indudablemente que mucho se hablo y se habla pero los supuestos defraudadores están sueltos, considero oportuno no bajar los brazos el ciudad no común tiene en su voto el arma para que la cosa de apoco se modifique, si esta surge de la noche a la mañana es traumatica. No olvidemos que llevamos muchos años de decadencia que afecto todas las estructuras del estado, y la justicia no esta fuera de este contexto a pesar de seguir gozando de todas las prebendas existente. Pero como esta dicho «Argentinos a nuestras cosas» y pensemos bien al votar.-