Ciudad, Política

Visto, oído y comentado en el HCDelirante

Vilma con más dudas que “Chupete”. Por estos días es improbable que Vilma Baragiola sea quien se instale como candidata del Acuerdo Cívico Social. Existen diversos factores que finalmente le harían desistir del intento. Uno de ellos es la errática conducción del bloque radical, que ha quedado fuera de foco en varias instancias, y en realidad no cumple como primera minoría, el papel de oposición esperado. Tampoco dejan de observar la cordial relación que mantienen Vilma y Gustavo, luego de su trajín conjunto en el HCD.

No todo lo que reluce es oro. Vilma sabe muy bien las dificultades, que se deben enfrentar en una campaña por la intendencia, con aspiraciones reales de ganar. Es el denominado “pajarito llamador” y su nivel de conocimiento es similar al del intendente Pulti y al del presidente del Concejo Deliberante, arquitecto Marcelo Artime. También conoce de sus esfuerzos por levantar el “muerto” que dejé la administración Katz, y tan mal no le ha ido, en ese sentido. Y la sucesión de Gustavo será muy pesada y hay que estar para esos trotes.

Hace falta acuerdo para ganar. A esta altura ya el ARI, el GEN y socialistas saben que deben instrumentar el Acuerdo Cívico para soplarle la dama al oficialismo kirchnerista en el 2011. Pero en su propio bloque, observan a la ex diputada nacional demasiado dispersa, y esa sensación ha llegado también a vecinos que la han visitado en su despacho,  ante la falta de respuestas del D.E.

La reacreación de Pagni. Tanto Vilma como Oscar Pagni jugaron para Cobos en la interna del 6 de junio, y ambos (junto a Porrúa y Serebrinsky) acumularon algo así como 100 votos cada uno. Van para atrás como carreta de película en la interna, pero en la general Baragiola, se ufana de haber tenido un piso que puede superar, y ganar la intendencia, junto a los demás socios del Acuerdo Cívico.

Candidato para perder. En ese tren de conjeturas, con Vilma fuera de carrera, buscan un candidato que pueda llenar el gusto del ciudadano marplatense. Así circuló nuevamente la posibilidad de que Oscar Pagni, sea quien vaya por la oportunidad que se le escapó en 1995, cuando Aprile se quedó con la intendencia. La CON nunca aceptó que el profesor haya sido el dueño del premio mayor y se lo hicieron pagar con el correr de los años.

Dejó pasar el tren. Hoy el globo de ensayo de instalar su candidatura, choca por el desgaste que sufrió al seguir los pasos de Daniel  Katz y jugar junto a Cobos en la interna. Los afiliados radicales lo castigaron con fiereza en las urnas, y le pusieron un límite a los radicales K que volvieron. No hay amnistía para ellos, por más que se llame a la unidad del partido, luego de la aventura de la transversalidad.

Sorpresa en OSSE. La incorporación de María Taboada al directorio de OSSE, causó asombro en muchos niveles. Es que el intendente Pulti habìa defendido a la ingeniera Emilia Boccanegra, como un funcionario que apuntaba a la excelencia y tenía hasta un perfil científico, iba a prestigiar a la empresa sostenía el intendente, que no quería entregarle a Dell Olio la presidencia de la empresa de mayor recaudación de la ciudad.

Un debut para la polémica. Ahora Pulti giró 180°. Hubo abrazos, hasta algunas lágrimas por el acceso a la función pública de la reconocida vecinalista, trabajadora y persistente. Pero Dell Olio tuvo un choque con vecinos del Barrio José Hernández “Allí no hay vecinos, son chacras” dijo el ingeniero, según los vecinos, todo un desplante para la flamante funcionaria.

El Conventillo de la Paloma en el Maral 46. La definición de Julio Grondona sobre la situación en la Selección Argentina tenía como a uno de sus protagonistas a Oscar Ruggeri, a quien se le vedó oficialmente su colaboración en la AFA. Bueno parece que Ruggeri, pasará a integrar el Consorcio de Administración del Maral 46 y muchos propietarios ya han puesto mala cara, ante la llegada del polémico cabezón.

Pérez Rojas y Bonifatti mal parados. El Sindicato de Trabajadores Municipales, se mandó un paro general que hizo cerrar la atención al público el miércoles 4 de agosto. Justamente ambos funcionarios habían anunciado un ahorro de $ 1.000.000 en horas extras. ¿Ahora cuánto sale tener la municipalidad cerrada? hay algunos que sostienen que es lo mejor, ya que se ahorrarían muchos pesos en mano de obra ociosa. ¡¡¡Hay cada lengua viperina!!!

Encima mal parados. Según las fotografías que pidieron observarse del acto de los municipales, en el Obelisco Porteño, sólo movilizaron 1.000 personas, provenientes de toda la provincia de Buenos Aires. Un verdadero fiasco, si tenemos en cuenta que el STM supera ampliamente ese número. Mucho aprovecharon el “San Perón”, y las buenas migas del momento que atraviesa el D.E. con la conducción del Sindicato.

Los comentarios están cerrados.