Básquet, Deportes

Quilmes: Si no sufre no vale

7907_g

Walter Baxley, una vez se transformó en el goleador “Cervecero”.

Película repetida en el Once Unidos. Como nos tiene acostumbrados el “Tricolor” a lo largo de la competencia, luego del sufrimiento, un doble de Sahdi sobre el final le otorgó un 75 a 73, que le permite a los marplatenses seguir en los primeros puestos de la Liga Nacional de Básquetbol.

En el “Cervecero” su goleador Walter Baxley comenzó con todo en ofensiva no solo anotando sino habilitando a sus compañeros. Por su parte en los de Concordia su foráneo, Ronald Anderson, mantuvo el goleo fajándose en zona pintada con los pivotes del local.

Otro de los aportes importantes en los marplatenses fue la participación del tandilense Mario Ghersetti tanto en ataque como en defensa, maniatando al norteamericano Lee Roberts.

Si bien los locales no pudieron correr en contragolpe trabajaron muy bien los ataques estacionados y sobre todo en zona de gigantes cargando de faltas a Lee que se fue a sentar junto a los relevos de manera muy temprana.

El foráneo del “Tricolor” fue siendo un dolor de cabeza para los visitantes con penetraciones determinantes.

Por otra parte, Estudiantes sin Lee en cancha se las ingenió para seguir muy cerca en el tanteador intercambiándose el liderazgo. A tal punto que se fueron a los vestuarios con una diferencia de cuatro a favor. Debido al apuro del “Cervecero” en ofensiva.

Los quintetos comenzaron la segunda mitad con la misma intensidad que en la primera parte del juego. La visita se apresuró en varios ataques luego de una ventaja de seis.

Los dirigidos por Ramella no defendieron como a lo largo del torneo. Dependieron como siempre de Baxley, que tuvo una buena noche y volvió a ser el sostén en ataque. Sin embargo desaprovechó muchas bolas en ofensiva.

Los dirigidos por Laginestra no se amedrentaron y con Lee sentado en el banco se las rebuscaron para meterle presión en ataque, sin ser un equipo demoledor en esa faceta del juego.

El final nuevamente fue cerrado. Como a lo largo de la competición cada vez que juega el “Cervecero”. Los visitantes se cargaron de faltas y eso pareció a seis del final, ser un dato significativo.

Baxley utilizó todos sus recursos en ataque y desde sus lanzamientos le devolvió algo de tranquilidad a los marplatenses que no podían doblegar a la visita.

A puro libre los de Concordia siempre estuvieron en partido. Un triple de Ferreyra igualó las acciones a segundos del final con un Once Unidos enmudecido.

Que volvió a sonreír. Ya que en la última jugada su base Fabián Sahdi acertó su lanzamiento y le entregó una nueva victoria a Quilmes, que a puro sufrimiento sigue dando pelea en lo más alto del torneo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*