Básquet, Deportes

Quilmes se relajó y cayó con Atenas

3480_-_atenas_-_medios__1024x768_

Tras sacar una diferencia de 20 puntos, Quilmes se relajó y terminó perdiendo por 84-89, ante un disminuído Atenas, que jamás se rindió, por la 24° fecha de la segunda fase de la Liga Nacional de Básquet, de esta manera el “tricolor” cierra una serie muy negativa de cuatro juegos consecutivos en casa, donde solo pudo ganar en una oportunidad.

El partido arrancó al ritmo que quiso el dueño de casa, que volvía a mostrar intensidad defensiva, con buenas ayudas, complicando los ataques del conjunto griego, que no podía, producto de la defensa local, hallar a Walter Herrmann, su carta de gol más confiable. Mientras que a la hora de atacar el elenco marplatense, encontró distintas vías para anotar, como siempre con Walter Baxley a la cabeza, bien secundado por Federico Marín, y Diego Romero, más el aporte inestimable de Mario Ghersetti, en la lucha del rebote en ambos tableros. Atendiendo la poca rotación de su oponente, por las lesiones, más la falta de un pivote natural de relevo, Leandro Ramella, de manera inteligente, le proponía distintas formaciones, si estaba en cancha Covile o no, por todo esto, Quilmes se llevó el primer chico, por cinco puntos, 24-19.

Un buen ingreso de los relevos del “tricolor”, con Fabián Sahdi en la conducción y un intratable Maximiliano Maciel, con 11 puntos consecutivos, parecían inclinar definitivamente la historia para el lado de los marplatenses, ya que en la vereda de enfrente, Atenas, seguía sin encontrar a un Herrmann, que con el correr de los minutos y ante su mala performance en ese parcial comenzaba a impacientarse y a molestarse con él mismo, la clave para que el olímpico no tuviera una buena noche, fue la tremenda defensa de Quilmes, que con mucho sacrificio estiraba la ventaja a 14 puntos, 51-37, al cierre de la primera mitad.

Tres perdidas de los cordobeses y en consecuencia seis puntos de Quilmes, le dieron una renta de 20 puntos, 57-37, por lo que Arrigoni, pidió minuto, en busca de una reacción de sus muchachos, en el inicio del tercer parcial. Al regreso de las acciones, el “Tricolor” pareció relajarse en el juego, no siguió defendiendo de manera intensiva, por lo que en el “Griego” aparecieron los puntos de Juan Brussino (8 en ese parcial), y de Covile en la pintura, mientras que en ofensiva, pecaba de egoísta, olvidándose de atacar en equipo, forzando jugadas individuales, producto de la marca propuesta por el entrenador rival, que alternaba la zona con la marca hombre a hombre, confundiendo a los de Ramella. De esta manera, Atenas lograba limar la diferencia y entrar al cuarto decisivo tan solo 11 puntos abajo, 69-58.

Los últimos diez minutos, fueron de lo peor de Quilmes en Once Unidos, porque siguió relajado en defensa, permitiendo que Atenas, domine en la pintura y en el perímetro, mientras que en ataque abusaba de los arrestos individuales. Así las cosas, Herrmann, que en los tres cuartos anteriores solo había anotado 10 puntos, sumó la misma cantidad en el último parcial, para acompañar la tarea de Brussino y Covile, claves en la remontada de la visita, que pudo ponerse arriba recién sobre el final del encuentro, cuando paso al frente 77-78, luego Baxley, le devolvió la ventaja por la mínima al “Tricolor”, 80-79. Sin embargo, el propio escolta americano, protesto de más la no sanción de una falta en la penetración, Fabricio Vito, le bajo la técnica y Walter Herrmann desde la línea comenzó a sentenciar la historia a favor del elenco cordobés, que finalmente terminó imponiéndose por cinco puntos, 84-89, enmudeciendo un colmado Estadio de Once Unidos, que no entendía como se le había escapado el partido.

Con esta derrota, Quilmes pasó a quedar en el séptimo lugar de la tabla a un punto de quien ocupa la cuarta posición, Libertad de Súnchales, que en esta jornada cayó ante Regatas de local, 64-81, por lo que ahora el conjunto marplatense deberá ir en busca de los puntos que perdió en casa, cuando visite, primero a Lanús y luego a Gimnasia Indalo.

Infoliga

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*