Ciudad, Información General, Policiales

No fue una tragedia de milagro

Bomberos inspeccionando la zona donde se cayó el techo.

Lamentablemente el desplome del techo de la pileta Lafayette dejó el saldo de tres heridos que fueron internados. Pero no es la primera vez que ocurre un hecho de estas características en ese mismo lugar. A principios de los 90, sucedió algo parecido cuando un tornado pasó por Mar del Plata. En aquella ocasión el hecho se registró al final de una Semana Santa, en horas de la noche, y tampoco hubo que lamentar víctimas.

Este sábado, al momento del hecho, nadaban seis personas, en tanto otro tanto se encontraba a punto de ingresar a la misma. Asimismo, minutos antes se había suspendido una clase en la que participarían unos 40 chicos.

Las personas fueron rescatadas por gente del lugar, y también por vecinos del edificio que ante el impresionante ruido y los desesperados gritos de auxilio, concurrieron prestamente. Otros habitantes del lugar llamaban a los servicios de emergencia (ambulancias, bomberos y Defensa Civil) que completaron la evacuación. Tres de los nadadores fueron derivados a centros asistenciales y otros cinco sufrieron heridas leves.

Clausuraron la Galería hasta el martes

José Luís Castorina, Secretario de Planeamiento Urbano, fue uno de los funcionarios que se llegó a la zona del siniestro, e indicó que “preventivamente hemos clausurado toda la Galería Lafayette, a la vez que se está procediendo al desagote de la pileta ante el temor cierto que pueda seguir hundiendo la estructura y caer sobre los locales comerciales”.

Señaló que el cierre del lugar “será hasta el martes o miércoles próximo una vez que finalicen los peritaje que realizan Bomberos y personal Judicial”.

Consultado sobre si la pileta había sido inspeccionada por algún ente municipal en los últimos tiempos, Castorina afirmó que “nosotros tenemos competencia sobre la vereda y los carteles que dan a la calle. De nuestra área no ha existido tal control, ya que no nos compete”.

(Fuente: El Retrato de Hoy)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*