Ciudad, Destacado, Información General

Más de 100 jóvenes marplatenses viajan al encuentro de Francisco en Brasil

 Días atrás, más de un centenar de jóvenes se reunieron en la Iglesia Catedral, para ser “enviados” por el obispo de Mar del Plata a la próxima Jornada Mundial de la Juventud que se realizará en Río del 23 al 28 de julio. Muchos de ellos llevaban una remera con los colores de la Argentina, y el logo oficial del encuentro; delante del altar, colocaron un cartel con el lema y una bandera nacional con nombres y mensajes de jóvenes de la Iglesia marplatense, como símbolo de lo que quieren llevar desde nuestra tierra al Papa.

Peregrino.. “Ustedes se preparan para asistir a este gran acontecimiento: la Jornada Mundial de la Juventud, es una experiencia muy fuerte de comunión en la fe, de comunión en la misma Iglesia y de entusiasmo común en la misión de comprometernos para hacer un mundo más humano más cristiano”, dijo Monseñor Antonio Marino a los jóvenes.

“Participar de esta jornada y tener la experiencia de la cercanía del Santo Padre tiene que ser una experiencia de la cual después deben sacar conclusiones y consecuencias. Voy allí no sólo como una excursión interesante, sino que voy a ver a Pedro, a alguien que salió de esta tierra y así dejarme entusiasmar por su mensaje, por lo que les va a pedir, que es lo de siempre pero con términos nuevos como sabe hacerlo él”, destacó Marino.

Más adelante, el pastor de la Iglesia Católica de Mar del Plata, les pidió a los jóvenes que muestren con su vida su compromiso cristiano “anímense a ser fuertes, a aprender a ir en sentido contrario a la corriente del mundo, a no dejarse mundanizar, a ser cristianos auténticos que conocen la alegría de haberse encontrado con Jesús y la quieren comunicar a otros; pero que saben que esa alegría de ser cristianos y católicos de pertenecer a la Iglesia de Cristo tiene sus exigencias, tiene su  precio y están dispuestos a poner ese precio. No estamos solos, nos acompaña su gracia, él lo ha prometido ´Yo estaré siempre con ustedes´”.

 

Para finalizar su homilía, les manifestó con cariño, “hoy en esta misa mi corazón como obispo se alegra de verlos, y de saber que van en representación de los jóvenes de esta diócesis de Mar del Plata. Al final de la misa voy a pronunciar una bendición especial pero sepan que los tendré en mi corazón durante todos estos días encomendándolos al Señor y a la Virgen, para que permanezcan la vida entera fieles al compromiso de la fe, como discípulos y misioneros de Jesucristo para que el mundo en Él tenga vida”.

 

Momentos antes de concluir la eucaristía, todos los jóvenes se acercaron al altar y delante de ellos, Monseñor Marino les dio la bendición y luego saludó a cada uno. No faltó la foto final de todos los jóvenes presentes portando la bandera patria y rebosantes de alegría por lo que significa este viaje en sus vidas y en la experiencia de la fe.

 

Semana Misionera y Jornada Mundial de la Juventud (JMJ)

 

Muchos de los jóvenes que viajaran desde nuestra diócesis, emprenderán su “travesía” durante este fin de semana, ya que participarán de lo que se denomina la “Semana Misionera”. Desde Mar del Plata llegarán hasta Porto Alegre, una de las diócesis que alojará a miles de peregrinos y desde el 16 hasta el 20 de julio pasarán allí sus días.

 

“Todas las diócesis del país se organizan para recibir los jóvenes peregrinos extranjeros, que conocerán la manera brasilera de ser Iglesia, mostrarán también su propia forma de ser, y junto a los jóvenes de Brasil, participarán de varias actividades misioneras, preparando el espíritu para el gran encuentro que tendrá lugar días después. La Semana Misionera, anteriormente conocida como “Días en las Diócesis” o Pre-Jornada, tiene como fin facilitar el ingreso de los jóvenes al país de acogida y preparar las diócesis rumbo a la JMJ Río 2013. Tiene lugar oficialmente, en todo Brasil, entre los días 16 y 20 de Julio. Algunas diócesis la realizarán entre el 14 y 21 de Julio por motivos de logística y distancia”, explicaron en la web oficial de la jornada.

 

Luego el 23, comenzará la tan ansiada Jornada Mundial de la Juventud que se extenderá hasta el 28 de julio. “Más allá del hecho de estar en otros países, con sus encantos turísticos, la participación en la jornada requiere un cuerpo preparado para la peregrinación y un corazón abierto para las maravillas que Dios tiene reservado para cada uno. Son catequesis, testimonios, acciones, ejemplos de amor al prójimo y a la iglesia, festivales de música e actividades culturales. Al final, un encuentro de corazones que creen movidos por la misma esperanza de que la fraternidad en la diversidad es posible” detallan en www.rio2013.com

 

El origen de la Jornada Mundial de la Juventud

 

Todo comenzó con un encuentro promovido por el Papa Juan Pablo II en 1984 en Roma. A partir del año siguiente el encuentro comenzó a denominarse Jornada Mundial de la Juventud (JMJ), y buscó siempre mostrar al mundo el testimonio de una fe viva, transformadora y fundamentalmente el rostro de Cristo en cada joven.

En el origen y la organización de estos encuentros multitudinarios, estuvo el actual siervo de Dios, Cardenal Eduardo Pironio, quien en ese entonces era el presidente del Pontificio Consejo para los Laicos, y había sido desde 1972 hasta 1975, obispo de Mar del Plata.

La Jornada Mundial de la Juventud, se realiza desde ese entonces, anualmente en las diócesis de todo el mundo, y ofrece a cada 2 o 3 años un encuentro internacional de los jóvenes con el papa, que dura aproximadamente una semana. La última edición internacional de la JMJ fue realizada en agosto de 2011, en la ciudad de Madrid, en España, y reunió más de 190 países. Cada edición es animada por un lema, y el de esta XXXVIII Jornada Mundial de la Juventud que se llevará a cabo en Río de Janeiro es ¨Id y haced discípulos entre todas las naciones¨ (Mt 28, 19).

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*