Política

El sueño hecho realidad, Argenvenzuela

Aqui esta el sueño de Nestor  Argenvenzuela

Los ideólogos del “Sueño” de Néstor

Uno más y van… otro homenaje a Néstor “Vengo a proponerles un sueño”. ¿Sabrá esta gente cuanto nos sale a los Argentinos 3 minutos de propaganda publicitaria?

¿Sabían que la publicidad en televisión se cobra por segundo? Y como era de esperar aparece una y otra vez antes y después de la farsa periodística de Fútbol Para Todos.

Una fortuna destinada a la “Bondad” de un personaje funesto, que vivió repleto de dudas y endeudó a un país rico en recursos.

Como su mujer. La actual presidente Cristina Fernández. Él y Ella  dividieron el territorio nacional hasta convertirlo en un caos social.

Los números son aterradores. Si Alfred Hitchcock viviera en la Argentina sin dudas haría una película. Pero casualmente no la de Néstor sino la de la vergüenza.

Una política de seguridad que brilla por su ausencia. Asaltos a cada minuto en cualquier punto del país hasta en el más recóndito lugar. Salideras bancarias. Abuelos torturados. Muertes por doquier.

Y encima van a quedar en la historia por corruptos e ineptos.

En el país del trigo se va a importar lo que antes sobraba. Porque el kilo de pan pasará a valer 30 mangos. ¡Un bochorno!

Se perdieron 10 millones de cabeza de ganado por la ausencia de una política agroganadera. Uruguay y Paraguay exportan más carne que la  Argentina. ¡Otro papelón!

En el marco de un estado netamente subdesarrollado 1 litro de leche cuesta 9 pesos cuando en países europeos, que carecen de nuestros recursos, no abonan más de 0,70 centavos de euro.

La vida es una fiesta Ella y El

“La vida es una fiesta”. Ella y El

¿Que sueño venían a proponer?

El del pobre tambero, que con un frío polar se levanta todas mañanas para ordeñar y producir un producto que le va significar 1 peso con 20 centavos de ganancia por litro. Para luego adquirirla en casi 10 pesos en cualquier comercio.

“Esta es la oportunidad de la transformación”, decía Néstor emocionado hasta las lágrimas, en una de las partes del spot publicitario.

Perdieron el autoabastecimiento energético que le cuesta al país, nos cuesta a nosotros, una importación del orden mensual de 1000 millones de dólares.

La tecnología es nula. Solo se ensamblan partes en el sur provenientes de nuestros “hermanos chinos”.

“No he pedido ni solicitaré cheques en blanco, vengo a proponerles un sueño” manifestaba el ex mandatario.

La estatización de las AFJP. Otro robo para la corona. Que en cualquier país decente funcionaría pero acá parece ser que es imposible.

Ni hablar del vaciamiento del ANSES. Que conlleva a una innumerable cantidad de juicios impagables. Se estima que existen alrededor de 400 mil pesos por ajuste de haberes previsionales de gente no puede cobrar después de aportar durante 30 años.

Dicha entidad tiene una función y no la cumple. La guita de los abuelos no son para las netbooks de cabotaje que se entregan es los establecimientos educativos. Proponiendo que los educandos se inserten de alguna manera a través de recursos tecnológicos.

La aerolínea de bandera. Ese negocio casi demoledor que pierde 2 millones de dólares por día. Que se abona a través del impuesto inflacionario. Es decir que lo termina pagando el ciudadano común que en su vida conocerá  un aeropuerto y jamás viajará en avión.

¿Están ahí, los Echarri, Duplà, Grandinetti, Leirado, Romano, Carreras? ¿Siguen con la idea de proponer un sueño?

¿Y el 30 por ciento de inflación? Eso no es una fantasía. Es una pesadilla.  Los Argentinos se cagan de hambre y hacen malabares para sobrevivir.

La emisión monetaria se eleva a niveles insólitos. Casi del 30 por ciento anual. La consecuencia natural no puede sorprender con la inflación que maneja nuestra nación: es casi record mundial.

no los une el amor los une el espanto

Como diría Borges “No los une el amor los une el espanto”

“Reconstruir nuestra propia identidad como pueblo y como Nación”, argumentaba el finado sureño por el 2003.

¡Ni Ruanda posee ese índice aberrante! Solo llega a un 5.5 por ciento.

No hay mejor fábrica de pobres que la inflación. Porque en la carrera de incrementos de salarios versus incrementos de precios siempre termina perdiendo el salario.

Hasta cuando vamos a soportar a los acomodados de turno como Cristian Aldana (líder del Otro Yo). El “golpeador” Luppi. El seudo tanguero Fernández. Adriana “Toda una vida con el Menemismo” Varela, Lito Vitale, Estela y Eve, las abuelitas que fueron a veranear a Sudáfrica, a presenciar el último mundial, financiadas al igual que Hinchadas Unidas Argentinas (Barrabravas), con plata de nuestros impuestos. La impresentable de Susana Trimarco. Ese orangután que lo denominan el Polaco. Alejandro Awada. Ernesto Larrese. Malena D`Alessio entre otros.

¿De que sueño hablan?

Cada uno fundamentará sus ideas, sus formas. ¿Pero como avalan esto? No alcanza con la convicción o con el dinero que te puedan pagar para hacer el ridículo. A la Argentina le hace falta dignidad, y de esa manera poder visualizar la realidad.

Tapa Revista Noticias

“La otra”

“Vengo a proponer que recordemos los sueños de nuestros patriotas fundadores y de nuestros abuelos inmigrantes y pioneros, de nuestra generación que puso todo y dejo todo pensando en un país de iguales” expresaba, el ex Presidente velado a cajón cerrado.

Néstor se murió y mi abuelo también.

¿Pero saben cual es la diferencia? Mi nono fue prisionero de guerra luchando por su país, no un monto camuflado escapando como una rata. Mi abuelo fue un buen tipo. Trabajador, de códigos, de ideas. Que cómo todo inmigrante forjó otra Argentina. La del sacrificio, la de la industria. La misma que Néstor y compañía despedazaron.

Mi “Tata” no tenía causas judiciales. Ni pesaba la plata en bolsos. Todo lo contrario, fue un humilde italiano que murió con lo que tenía puesto.

Pero por sobre todas las cosas mi abuelo fue un Hombre de palabra. Un Hombre querido. Un Hombre dedicado quizás porque no fue usurero. Un Hombre honesto. Un Hombre, de una sola mujer. Otros… ni siquiera aprobaron esa materia.

“Él” y solamente “Él” transformó su sueño en una pesadilla imborrable para 40 millones de argentinos.

 

(enlace con un click)

http://www.youtube.com/watch?v=wx-XRB5vVuQ

 

*Datos estadísticos proporcionados por Julio Nicolás Rossi

  (Ex funcionario del Ministerio de Economía de la Nación)

2 Comentarios

  1. Jajaja… Muy bueno!

  2. Gracias Julián! se agradece el comentario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*