Política

Acaba de morir el joven partido marplatense ¿Nació otro?

El 14 de agosto adelantábamos, lo que finalmente ocurrió ayer, y por ello creemos necesario volver a reproducirlo

Acaba de morir el joven partido marplatense ¿Nació otro? agosto 14, 2013 2:27 pm

De página política necrológica. El resultado de las PASO (Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias) sumadas a las declaraciones y discursos posteriores de los protagonistas, acaban de demostrarnos taxativamente que el Partido Acción Marplatense, tal como nació (Año 1997), ha muerto a los 16 años de vida.

Pero lo más triste, es que no murió por defender los intereses de los marplatenses, sino por aferrarse al poder y usufructuar del él a costa de entregar la identidad y lo que es peor la vergüenza de muchos de nuestros vecinos que lo ayudaron a nacer.

Untitled-2No cabe duda que hay marplatenses camporistas, (actitud legítima) y que pueden acordar con el camporismo nestorcristinista, al cual nuestro Intendente dedicó el domingo el triunfo local de Insaurralde. Pero las palabras de nuestro lord mayor nada tienen que ver con el partido vecinal que básicamente lo ayudaron a nacer Eduardo Pezatti, Ricardo Palacios, Eduardo Benedetti, el ingeniero Alberto Lagrange y Martín Inda, entre otros, cuando nuestro actual intendente era un político con casi ocho años de actividad y ya era un empleado de privilegio de los marplatenses, al cual los mencionados dirigentes llevaron en andas, aquel muchacho proveniente del MID, recibía el respaldo de notables para su ascenso.

Ese joven empleado de Fava, oriundo de Dolores, dispuesto a estudiar para Contador y con una posición ideológica desarrollista explícita. En 1989 comenzó a beber de las aguas que otorga la pertenencia a la llamada clase política, siendo elegido concejal en cuarto lugar en la Alianza Frente Justicialista de Unidad Popular, siempre llevado de la mano de sus padres políticos, lugar que ocupó en una pícara gestión – para adjetivarlo inofensivamente – de Eduardo Romanín del cuarto al quinto lugar en la lista, lo cual fue sin costo o gasto alguno, ¿o sí? Lo que si podemos decir que hasta ahí, el dolorense siempre conservaba su identidad ideológica.

Entre 1989 y 1993, nuestro actual Intendente comienza el despertar de los beneficios que ocasiona vivir del erario público y es allí donde reitera el cuarto lugar, pero ahora por el Partido Frente Regional que lideraba Mario Russak, ex UCD y acérrimo Menemista. En esta instancia, quizás por conveniencia personal y grupal circunscripta a su persona, comienza a dejar el Desarrollismo de lado, comienza con otro rollo y así consigue la concejalía.

En 1996 los viejos desarrollistas locales son contestes, que desde su Partido poco se podía hacer para las elecciones de 1997 y es allí donde nace la idea de crear el Partido de la Ciudad, que termina llamándose Acción Marplatense, el cual nació en medio del advenimiento de muchos partidos vecinalistas en distintas localidades.

En esa instancia, el entusiasmo localista lleva a Acción Marplatense a lograr un poco más del 10 % de los votos, lo cual lo pone en la cancha del Concejo Deliberante, siendo bueno recordar que en el segundo lugar y con el atractivo vecinal lo acompañó Juan Anastasía proveniente del PSD, viejo baluarte del localismo.

Es en las elecciones del 2009, donde comienza la enfermedad del Partido Acción Marplatense, que en el 2007 había obtenido el 33.9% de los votos manteniendo su identidad.

Pero es aquí en 2009, donde los representantes del partido local con el dolorense Pulti a la cabeza adhieren a la llamada del gobierno central aceptando que esto ocurriera: “CONCERTACION VECINAL MARPLATENSE duplicó listas con ACCION MARPLATENSE – Resolución de la Junta Electoral de fecha 22/06/2009, acumulándose los votos obtenidos al asignar los cargos ( Concejales y Consejeros Escolares), por haber presentado candidatos comunes, debiéndose computar 100.133 votos (Cf. Art. 3ª de la Resolución de la Junta Electoral del 1/11/9”. Es de destacar que allí Acción Marplatense sólo sumó 23.725 votos y comienza a profundizar la enfermedad que causará la muerte al Partido local.

El arrodillamiento ante el poder central unitario, la entrega de los principios y la entrega del Partido local como franquicia a cambio de canongías, donde Mar del Plata comienza la más fuerte conurbanización marginal acorde con sus nuevos patrones, lo cual poco tiene que ver con la vieja inmigración de otras épocas, situación que con sólo caminar nuestras calles se percibe y es otra de las patología que coadyuva a la muerte del joven Partido.

Lo expresado por nuestro Intendente, en su discurso del domingo a la noche y el resultado del triunfo de Insaurralde por casi 7 puntos de ventaja asumido y entregado como ofrenda a Ella y El, mientras que Massa ganó la provincia por casi 5% de diferencia, es lo que lleva a escribir esta necrológica anticipada.

Sólo queda una pregunta, con el 13.27% que obtuvo Agrupación Atlántica, renace un Partido de la ciudad?

 

Jorge Elías Gómez

[email protected]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*