Portada

Empezó la otra era de Montenegro que no es la que venden  

blank

Lo sacaron a la cancha y hay que observar para qué está, pero viene con gusto a poco. Es el máximo responsable de un elenco de funcionarios ad honorem, coucheados y muteados. ¿Cómo es el verdadero Montenegro en su cargo de intendente?

Él no es ad honorem, como Cristian Lence, y le cuesta a los contribuyentes marplatenses $ 1.015.000.- , en bruto, más otras cargas como el SAC, por ejemplo, y vacaciones, en este caso no gozadas por su lidia política con el concejal Nicolás Lauría, a quien llevó primero en su lista, pero que ahora mutuamente se han retirado la confianza.

No hay otro caso similar en los restantes 134 municipios bonaerenses. Y muy pocos en la historia de estas características.

El último lunes a las 08.30 en Patricio Peralta Ramos y Arenales, a bordo del auto oficial que conducía, estaba detenido por la onda verde del semáforo. Se lo pudo observar leyendo un mensaje de texto en su celular, con un gesto contrariado y de disgusto.

Y no era para menos. Podía estar enterándose de cómo se habían profanado sepulturas y monumentos en el Cementerio Parque con alrededor de 300 hechos, según diversas crónicas periodísticas, o cómo estaban invadidas todas las adyacencias de los juzgados de faltas por la lenta atención, como difundió el matutino oficialista La Capital,  o cómo se han transformado las principales postales de la costa en un corredor de la muerte.

No era precisamente un menú de vigilia. Todo en la mañana de un lunes negro, posterior a la celebración de Semana Santa. ¿Cuáles son los problemas? Que comenzará a quedar al desnudo cómo es la gestión administrativa de la MGP y su conducción política, que deberían estar selladas como rumbo de gobierno.

Montenegro fue coucheado en su momento para expresarse sobre el coronavirus y la inseguridad en la ciudad. Difícil es couchearlo cuando se roba en las esferas municipales, como en el Estadio Minella, la playa municipal de secuestros de autos y motos, el Cementerio Parque y hasta una estatua ubicada en la Plaza San Martín frente a su despacho.

¿Hay otros robos en la Municipalidad? Es vox populi en la ciudad que sí, hay otros hechos encubiertos por la protección mediática. La misma que lo acompañó como candidato en 2018 que hoy está oficialmente instalada como planta política en la MGP. Y otros satélites que también operan políticamente en el mismo sentido.

La virulencia de lo que sigue como enfrentamiento político con el intendente Montenegro, quedó en evidencia en el HCD con la discusión pública que se entabló con el Frente de Todos por la situación del HIGA, que depende de la Provincia y la atención de los centros de salud municipales. Se tiraron con munición gruesa.

Y no hay retorno, al intendente de Montenegro lo han borrado del protocolo político de la gobernación, le aplicaron las máximas restricciones como si se tratará del pico de una pandemia. No se lo podrá observar en tono de tertulia con el gobernador Kicillof. Está todo roto.

Su laboratorio político detectó que el “albertismo” ya no prospera, que su amigo Berni juega al solitario y que se debe olvidar de la capital provincial como opción de auxilio. Ahora quedó al garete.

Se involucró mal en la interna del PJ, su gobierno se siente discriminado por la Nación según manifestó a La Política On Line y también que “la inflación se debe a que no paran de darle a la maquinita” desde el gobierno nacional, según distribuyeron los principales medios nacionales.

¿Tardó dos años  y medio en darse cuenta, o lo disimuló muy bien? Sería una especie de farsa que mantuvo desde que asumió. ¿Qué sale de una paloma que quiere transformarse en un halcón? Un híbrido político que puede llevarse puesta a la coalición de Juntos Por el Cambio en General Pueyrredon.

Jorge Elías Gómez                   

NOTAS VINCULADAS

 

¿Cómo enfrentará Montenegro los dilemas del clan Moyano?

Montenegro: “Existe una visión sesgada y una negativa a escuchar a las ciudades del interior”

 

Montenegro: “La inflación existe porque no paran de darle a la maquinita”

Deja un comentario