Política

Traspaso de colectivos: la Provincia se sumará a dos reuniones la próxima semana

El secretario de Transporte de la Nación, Diego Giuliano, confirmó ayer que la próxima semana habrá dos reuniones para continuar las negociaciones por el traspaso de 32 líneas de colectivos que están bajo la órbita de Nación a la del Gobierno porteño, y precisó que también participarán de las mismas representantes de la provincia de Buenos Aires.

“La próxima semana tendremos dos reuniones de los equipos técnicos, jurídicos, creativos, económicos e institucionales para avanzar en el traspaso, integrando a la provincia de Buenos Aires en este diálogo”, indicó Giuliano a Télam Radio.

El secretario remarcó que “la provincia de Buenos Aires se hizo cargo de su propio transporte en un 91%”, y puntualizó que se la está sumando al diálogo entre la Nación y la Ciudad “para que, de esa manera, también pueda participar en lo que es la región metropolitana”.

El Gobierno nacional y el de la ciudad de Buenos Aires iniciaron ayer el diálogo para avanzar hacia una “distribución más equitativa y federal” de los recursos al transporte automotor de pasajeros, lo que incluye el traspaso de las líneas de colectivo.

“Esperemos que el sentido de concertación que estuvo presente en la primera reunión pueda prevalecer”, subrayó Giuliano, quien ante la consulta sobre cuál sería la actitud de la Nación ante un eventual rechazo del traspaso respondió: “Lo iremos analizando paso a paso, pero nosotros aspiramos a que la voluntad, el consenso y la concertación prevalezcan”.

Responsabilidad

Giuliano insistió: “La ciudad de Buenos Aires debe asumir la responsabilidad sobre las 32 líneas de transporte que tienen origen y destino en el territorio porteño exclusivamente, de tal manera que asuma el compromiso que tiene con sus pasajeros y pasajeras con el transporte público urbano”.

“Vimos positivo el resultado de la primera reunión porque la Ciudad pudo sentarse con nosotros para analizar los aspectos técnicos, jurídicos, operativos de un traspaso que está ordenado por una ley nacional que tiene 10 años y que tuvo una ejecución que corresponde a los subtes y no se llevó adelante en el transporte automotor de pasajeros, con lo cual se ha creado una asimetría muy grande que ha sido planteado por gobernadores e intendentes”, sostuvo Giuliano.

Así, subrayó que, “si la Ciudad asume su competencia y también genera o fija recursos para el transporte, es decir subsidia, vamos a tener una política de aplanar una curva de costos”.

“La situación en la que estamos fue provocada por dos cosas: primero por la práctica eliminación del subsidio al transporte del interior del país, cosa que se hizo en el llamado consenso de 2018 en la administración anterior; y la segunda es que quedaron enganchadas las 32 líneas en el subsidio nacional, cuando en realidad pertenecen a la competencia de la Ciudad”, indicó el funcionario. (DIB)

.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*