Fútbol

Tinelli deja la presidencia de San Lorenzo y se frustra su plan de conducir la AFA

Marcelo Tinelli dejará la presidencia de San Lorenzo en medio de una crisis deportiva, institucional y política que sepulta su plan de conducir la AFA.

 

 

blank

 

El showman formalizó este viernes el pedido de licencia como presidente del club en medio de un fuerte malestar de socios e hinchas que lo cuestionan tanto por el pobre presente futbolístico, que dejó a San Lorenzo sin técnico el último domingo, como financiero, con un pasivo que asciende a 3500 millones de pesos.

 

Sin dar precisiones sobre el plazo de su salida, justificó la decisión en el hecho de que “los resultados no se dieron” en lo que va de su gestión, algo que lamentó por “el amor, el esfuerzo y el tiempo” invertido en su tarea dirigencial.

 

El presidente anunció que el sindicalista Horacio Arreceygor, de 57 años, lo sucederá en el cargo por su rol de vice primero.  Aunque César Francis, único dirigente opositor de la Comisión Directiva de San Lorenzo, ya pidió la convocatoria a “elecciones anticipadas” después de lo que consideró la gestión “antidemocrática y personalista” de Tinelli.

 

“Muchas veces uno cree que dando lo mejor y poniéndose las 24 horas del día a disposición del club puede lograr los objetivos planteados, pero queda claro que a veces no depende del amor, el esfuerzo o el tiempo, porque en ese caso los resultados no se dieron”, dijo Tinelli un mensaje desde sus redes sociales.

 

“Me ha pasado en este año y medio de gestión. Es por eso que he tomado una decisión difícil, dolorosa y necesaria: solicitar una licencia a mi cargo de presidente del Club Atlético San Lorenzo de Almagro, con el que me han honrado los socios en la elección del 2019”, abundó.

En medio de la tensión con el Gobierno, Tinelli se reunió con un enemigo de Cristina

El conductor de TV dijo que ahora se podrá dedicar al nuevo programa de canal 13, llamado La Academia de Showmarch, que se emitirá a partir del próximo lunes.

La salida de Tinelli de San Lorenzo tiene además un costado puramente político. En el inicio de la gestión de Alberto Fernández, el conductor se mostró muy cercano al Gobierno e incluso aceptó formar parte de la “Mesa contra el hambre” lanzada por la Rosada.

Envalentonado por esa relación auspiciosa, Tinelli intentó subir al Gobierno a su maniobra para correr a Claudio “Chiqui” Tapia de la presidencia de AFA. Pero Tinelli no consiguió el respaldo que esperaba y tras unagestión fallidacon Turner para conseguir la televisación gratuita de partidos, su relación con el Gobierno se rompió.

Por ese motivo, Tinelli buscó refugio en los enemigos del kirchnerismo: se acercó a Daniel “Tano” Angelici, enfrentado a Tapia. En esa senda acumuló reuniones con Juan Bautista Mahiques, denunciado por la propia Cristina Kirchner por integrar la “mesa judicial” del macrismo; asados con Angelici y sus colaboradores y una foto con Horacio Rodríguez Larreta apenas horas después de haber pegado el faltazo a la última mesa del hambre del Gobierno.

Sin el apoyo de los clubes ni del Gobierno, Tinelli se quedó solo y por eso su sueño de conducir la AFA quedó enterrado. Un sueño que ahora sólo Angelici puede reflotar.

.

Los comentarios están cerrados.