Ciudad

Sin descubierto para pagar sueldos municipales: “Hay que ponerse a laburar”

 

 

blank

 

 

 

La polémica entre el gobierno de la Provincia de Buenos Aires y el municipio de Pinamar sumó ayer un nuevo capítulo, cuando el jefe de gabinete, Carlos Bianco, respondió las críticas que le llovieron desde el distrito, por no habilitar un descubierto del Banco Provincia para el pago de salarios.

“En vez de quejarse hay que laburar. A mí me enseñaron eso de chiquito: cuando me quejaba, mi papá me ponía a hacer algo, así me dejaba de quejar. Le recomiendo que se ponga a laburar y pague los salarios que corresponden a los trabajadores”, fue la durísima respuesta de Bianco.

El Jefe de Gabinete bonaerense hacía sido blanco de las críticas de parte de su par Pinamarense, Federico Panzieri, quien sostuvo que detrás de la decisión del BAPRO había una intencionalidad política de parte del gobierno de Axel Kicillof.

Bianco desestimó ese análisis y recomendó “bucear un poquito” para entender la “situación compleja” que atraviesa Pinamar, al tiempo que remarcó que la Provincia “le dio 400 millones de pesos desde el año pasado, de asistencia financiera para pagar salarios”.

Para la mano derecha de Axel Kicillof, hay un “descalce financiero” en Pinamar, producto de que el gobierno de María Eugenia Vidal no envió fondos comprometidos para obras, y que el intendente Martín Yeza decidió afrontarlas con fondos propios.

Así lo narró el propio Bianco: “entre 2017 y 2018, la exgobernadora María Eugenia Vidal firmó varios convenios para hacer obras en Pinamar, pero no le dio la plata. Con buen criterio, el intendente decidió continuar las obras, pero su propio partido, su propia gobernadora nunca envió los fondos”, sostuvo.

Entonces, continuó, “el intendente tuvo que poner fondos propios para obras convenidas con la Provincia, eso lo descalzó financieramente desde 2018”.

Bianco destacó que el gobierno de Axel Kicillof no sólo asistió económicamente a Pinamar, sino que pagó esos convenios adeudados de la gestión de Vidal. “Le devolvió en última instancia el gobernador Kicillof, pero de ahí surge el problema financiero que tiene”, señaló, y agregó: “Lo hemos asistido con 400 millones de pesos: es un montón para un distrito chico en términos poblacionales y de superficies como Pinamar”.

Sin esquivarle a la polémica, y en tono de campaña, Bianco remató su exposición con una dura chicana: “No sé lo que hace con el dinero que le envía la provincia, lo que claramente no hace es pagar los salarios de sus trabajadores”, sentenció.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*