Ciudad

Policía local: Intendentes radicales se diferencian del PRO

Los intendentes del PRO tienen una meta clara en este inicio de año y en vistas del escenario electoral: la pelea con Provincia por el traspaso del control de la policía local a los municipios. En tanto, sus pares de la Unión Cívica Radical (UCR) toman distancia.

“No estoy de acuerdo con el traspaso, la policía es provincial”, sentenció ante Infocielo el intendente de General Viamonte, Franco Flexas.

En esa línea, el jefe comunal boina blanca e integrante del Foro de Intendentes Radicales aseveró que en la Provincia “no podemos tener 135 policías locales. No es el momento ni ahora, ni más adelante”.

En ese criterio coincidió el intendente de General Lavalle, José Rodríguez Ponte, quien señaló a Infocielo que “la seguridad, como la salud y la educación, tienen que depender de la Provincia sin perjuicio de la autonomía municipal”.

“La Provincia es una sola, las políticas deben ser igualitarias y equitativas”, subrayó.

Para el jefe comunal de Rauch, Maximiliano Suescún“no es una función tenga que ser delegada en los municipios”, pero sí convocó a un “trabajo conjunto” con la Provincia por cuestiones relacionadas a la actividad en Seguridad.

“Necesitamos que se ajusten los convenios porque la realidad es que los fondos que recibimos solventan el 30% de la inversión que tenemos que hacer para el funcionamiento de la policía”, subrayó a este medio.

Los deseos del PRO sobre la policía local

Los que dieron el puntapié inicial fueron los intendentes amarillos de La Plata y Lanús, Julio Garro y Néstor Grindetti, quienes incluso presentaron un proyecto de ley a través de sus diputados en la Legislatura bonaerense para lograr el traspaso de la policía local a las comunas.

A ellos se sumó el intendente del PRO de San Nicolás, Manuel Passaglia, quien luego de un cruce fuerte e incómodo con Sergio Berni y Axel Kicillof, se plegó al pedido de traspaso.

Desde el Ministerio de Seguridad rechazan la propuesta, pero aseguraron que no se opondrán si la misma resulta aprobada como ley en la Legislatura provincial.

Designación de jefes policiales, un criterio unilateral

Los intendentes radicales ya habían marcado su descontento con el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, sobre todo por el retiro de móviles policiales en el interior para destinar al Conurbano, en el marco de una oleada de inseguridad.

En ese plano, también hubo críticas a la selección de los jefes policiales, que dejaron de ser consensuadas con los alcaldes y designadas de modo directo por el Ministerio, según su propio criterio.

“Cuando se designa un jefe, teóricamente tendría que haber una consulta con el poder político. Hasta que asumió Berni eso ocurría, ahora él designó a su antojo sin preocuparse por el municipio”, postuló Rodríguez Ponte quien aclaró que “no implica un desvalor sobre la persona que quedó a cargo, es una cuestión de delicadeza política”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*