Ciudad, Información General

Estudian los restos de un extraño delfín hallado en la costa de Miramar

blank

El museo municipal recuperó al ejemplar de casi tres metros, que cuenta con muy pocos registros biológicos a nivel mundial.

Un extraño delfín fue encontrado muerto en Miramar. Se trata de un Zifio de Héctor (Mesoplodon hectori), especie con pocos registros biológicos a nivel mundial.

El primer hallazgo se produjo a mediados de marzo en el sector de Punta Hermengo, entre el muelle y la entrada al bosque, espacio popularmente conocido por el descubrimiento de las huellas del tigre dientes de sable Felipeda miramarensis.

Personal de Prefectura se acercó al lugar, seguido por integrantes del Museo Municipal de Ciencias Naturales Punta Hermengo, quienes tomaron los primeros registros.

Sin embargo, el viento y el oleaje arrastraron al animal nuevamente al mar, hasta que volvió a ser visto el último fin de semana, a casi tres kilómetros al sur, frente al bosque Florentino Ameghino.

Ante la nueva aparición, realizaron la necropsia los científicos Carolina De León, Andrea Elissamburu y Ramiro Bagnato, del grupo de investigación “Biología, ecología y conservación de mamíferos marinos” del Instituto de Investigaciones Marinas y Costeras de la Universidad de Mar del Plata y Conicetjunto al personal del museo.

El animal es un cetáceo odontoceto perteneciente a la familia de los Zífidos. Cuenta con un hocico más delgado y ciertas características particulares, como la casi ausencia de dientes, que en muchos casos son sólo dos y diferentes para machos y hembras.

Se trata de un macho juvenil de casi tres metros de largo. Si bien presentaba cierto grado de descomposición, los investigadores pudieron rescatar muestras genéticas y varios de sus órganos para su posterior estudio. Luego se enterró el cuerpo, para recuperar y conservar su esqueleto.

Aunque la especie es común en el hemisferio sur, no se conoce demasiado acerca de sus costumbres debido a que habitan lejos de las costas. Por esta razón, sus varamientos conforman una oportunidad importante para conocerlos mejor, advierten los especialistas.

El museo local lleva recuperados una ballena azul de 22 metros, una ballena sei de 14 metros, un ballena franca de 12 metros y otros esqueletos menores, como delfines, lobos y elefantes marinos y tortugas gigantes de mar.

Debido al aumento de sus colecciones científicas y educativas, la institución está próxima a mudarse a un nuevo edificio, junto a un proyecto realizado entre la Municipalidad de General Alvarado y la Fundación Azara de Historia Natural.

El Zifio de Héctor -en honor a James Héctor, fundador del museo de Wellington- fue hallado por Gonzalo Auriti. También participaron Daniel Boh, encargado del Museo, Mariano Magnussen, integrante del área técnica, y Francisco Elguero, colaborador.

Fuente: INFOCIELO

Los comentarios están cerrados.