Ciudad, Información General

Con autos de lujo, fajos de dólares y armas de guerra, Interpol detuvo a dirigente gremial platense

Se trata de Marcelo Balcedo, director del diario Hoy y secretario general del gremio SOEME. Fue apresado esta mañana en Punta del Este, en el marco de una causa tramitada por el juez federal platense Ernesto Kreplak

blank

El dirigente gremial platense Marcelo Balcedo fue detenido esta mañana en Punta del Este en el marco de una causa penal instruida en el juzgado federal platenses a cargo de Ernesto Kreplak. La detención se produjo cerca de las 6.30 de la mañana en una propiedad que poseía en la ciudad balnearia del vecino país.

Balcedo, director del diario Hoy y vinculado a empresas periodísticas como Emisiones Platenses y revista La Tecla, fue apresado junto a su esposa Paola Fiege en una lujosa propiedad ubicada en el balnearios uruguayo, luego que pesara sobre él un pedido de captura internacional.

Tanto el juez Kreplak, a cargo del Juzgado en lo Criminal y Correcional Nº3 de La Plata, como su familia fueron objeto sistemáticamente de campañas de hostigamiento por parte de los medios vinculados a Balcedo. En ese sentido, mientras la investigación contra Balcedo avanzaba, desde el diario Hoy se publicaban artículos intimidatorios contra el magistrado.

El magistrado había ordenado la detención y captura nacional e internacional de Balcedo y Fiege, labor en la que intervinieron fuerzas de seguridad y servicios de Inteligencia de Uruguay, Gendarmería Nacional y la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), quienes constataron que la pareja se encontraba en Punta del Este.

“Se los detuvo para poder indagarlos a ambos ya que, según la imputación, forman parte de la misma estructura”, por lo que el paso siguiente será formalizar el pedido de extradición, explicaron. Una vez que la justicia uruguaya lo resuelva, se los trasladará al país y se les tomará declaración.

Al momento de su detención en la lujosa vivienda, se encontró una importante cantidad de dinero en efectivo que rondaría los 500 mil dólares, y se procedió al secuestro de una Pistola Glock 9mm, un Revólver CTC 38, Réplica de AR 15 Calibre 22 (marca Colt) y gran cantidad de municiones.

Asimismo, los investigadores incautaron numerosos autos de lujo, entre los que se destacan una Ferrari, un Mercedes Benz (ambos con patente uruguaya), un Porsche y un Chevrolet Camaro. Cabe destacar que con excepción del Porsche, cuyo titular resulta ser Fiege, ninguno de los otros rodados se encuentran a nombre de Marcelo Balcedo o de su mujer. Por consiguiente, dichos autos, al igual que el dinero en efectivo confiscado, así como su propiedad a metros del mar, no fueron declarados frente a la AFIP.

Además de su participación en distintos medios también se desempeña como secretario general del Sindicato de Obreros y Empleados de Minoridad y Educación (SOEME), y precisamente por su accionar al frente del sindicato es que estaba siendo investigado por maniobras vinculadas a delitos tributarios y lavado de dinero.

En el mes de noviembre se había dictado el secreto de sumario, una medida que los magistrado suelen utilizar para preservar los movimientos de la causa.

La Justicia investigaba extracciones bancarias de cuentas del SOEME sospechadas con maniobras de lavado de dinero y la adquisición de propiedades y autos de alta gama cuyos titulares no tienen la capacidad contributiva como para afrontarlas.

Incluso un informe de la AFIP puso el foco en extracciones de dinero en efectivo que se habrían realizado sin verificación, sólo entre 2012 y 2013, por más de 53 millones de pesos. Además, una presentación de la UIF señaló a Balcedo junto con Mauricio Yebra, otro integrante de SOEME, quien a su vez se encuentra vinculado en una de las causas contra Los Monos, la banda narco rosarina. En ese sentido, catorce autos de alta gama que eran manejados por los miembros de la banda narco rosarina,  se encontraban registrados a su nombre.

Además, Balcedo también era investigado por numerosas denuncias en su contra de parte de empresarios de la Ciudad y contaba con antecedentes judiciales, con fuga incluida, cuando en 2007, evadió a la Justicia cuando el juez de Garantías Guillermo Atencio ordenó su detención en una causa que investigaba dos hechos de presunta extorsión a legisladores con el aparente propósito de obtener favores del Estado.

Balcedo recién retornó al país cuando la orden de detención fue anulada en un polémico fallo.

Los empresarios platenses Ricardo Carozzi y Ricardo Salomé ya lo habían denunciado tiempo atrás por un hecho similar, presentando videos y grabaciones que demostrarían las extorsiones. En esa causa, Balcedo fue procesado con eximición de prisión hasta que también fue beneficiado por una nulidad dictada por un fiscal.

De profesión ingeniero y una especialización en Estados Unidos, Balcedo ocupó el cargo en SOEME que supo tener su papá, maniobra que fue criticada puertas adentro del sindicato por considerar que la Secretaría General no debía ser un puesto que se hereda.

Diario EL DIA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*