Deportes

Buen ensayo de Alvarado frente a la reserva de River

Más allá de la suspensión del comienzo de la Copa Argentina, Alvarado no se detiene y Gustavo Noto aprovechó para organizar un amistoso frente a la reserva de River Plate, que se encuentra realizando la pretemporada en Nicanor Otamendi. Y el conjunto marplatense dejó una muy buena imagen, se impuso con autoridad 2 a 0 en el primer encuentro con dos goles de Wilson Albarracín e igualó 1 a 1 el segundo con una definición de Braian Uribe. De todas formas, lo más importante no fueron los resultados, sino el rendimiento físico y futbolístico del “torito”.

Para los primeros 60′, el entrenador dispuso a los mismos que habían jugado ante Racing y se vio un cambio. Si bien en aquel encuentro habían mostrado una buena versión, esta mañana fue superadora. Porque al orden y el trato atildado de pelota, se le sumó ritmo, profundidad y gol, una de las cosas que le estaba faltando al equipo en la pretemporada. De entrada nomás, salió decidido a ganarlo, superó en todas las líneas a los juveniles “millonarios” y llegó con peligro permenanentemente por la derecha, con un Compagnucci indetenible. El tándem con Sebastián Corti funcionó como en los mejores tiempos, Luengo y Gáspari se adueñaron de la mitad de la cancha, Molina desequilibró por izquierda y se juntó con Santos, Escott y Albarracín lastimaban en todo el frente de ataque. Atrás, la seguridad de Beltramella y la solvencia de los laterales junto a Presentado y Martínez, cumplieron su parte.

El primer gol llegó a los 12′, pero tranquilamente pudo llegar antes. Porque a esa altura, el arquero Centurión ya se había lucido ante un remate de Compagnucci desde lejos y el travesaño y el palo le ahogaron el grito dos veces en la misma jugada, primero a Albarracín y en el rebote ha Presentado. En el sector que mejor estaba atacando, se gestó la apertura del marcador, Escott asistió al ex Unión que metió un puntazo goleador. Un ratito más tarde, el “9” recibió dentro del área y sacó a relucir toda su jerarquía, dejó en el camino al arquero, tuvo paciencia, se acomodó, miró y con dos defensores en la línea la puso fuerte contra un palo.

El conjunto de Luis Villalba no conseguía molestar pese a su velocidad, la defensa estuvo firme y cuando llegaron a fondo estuvo atento y rápido Mauro Beltramella para salir y quedarse con la pelota.  La segunda mitad fue parecida, pero el ritmo bajó un poco, Alvarado no logró mantener la intensidad, pero así y todo siguió manejando el trámite, y pudo haber estirado la cuenta. River también tuvo ocasiones para llegar al descuento pero los arqueros (luego ingreso Barucco), se encargaron de ahogar esas ocasiones. Un codazo recibido por Damián Luengo en el pómulo derecho que le produjo un profundo corte, casi calienta demás el encuentro, pero Noto lo paró, habló con sus jugadores y pudieron terminarlo bien, más allá de que el ritmo ya no fue el mismo. Al igual que en las presentaciones anteriores, el entrenador se habrá ido con la satisfacción de que sus hombres entienden lo que pretende y, más allá de que falte más acumulación de entrenamientos, buscar llevar a cabo la idea. 

Fotos: Florencia Arroyos

 

Los comentarios están cerrados.