Deportes, Fútbol

Aldosivi cerró el año con un triunfo frente a un rival directo por la permanencia

o_1363237781

El volante Hernán Lamberti, le otorgó la victoria a los marplatenses.

No era un partido más. Era la última final del año y ante un rival directo que pelea con el “Tiburón” por permanecer en la categoría. Y le ganó bien por 1 a 0. Sin sobrarle nada, pero demostrando más que su oponente a lo largo de un encuentro donde el calor hizo lo suyo y los marplatenses su negocio.

La vigésima primera fecha marcaba que Gimnasia tenía que pisar suelo marplatense. Y la realidad marcaba que no se podían dejar puntos en el camino frente a los jujeños. Justamente los visitantes llegaron a la ciudad con la necesidad de sumar y se olvidaron de jugar. Ya que fue muy pobre lo que demostró el elenco orientado por Gómez.

La primera del partido la tuvo Imbert que luego de un zapatazo del volante Galván, lo mejor de la cancha, el golero Hoyos dio un rebote largo que el delantero ex Boca, no pudo conectar como es debido.

Los portuenses presionaron a los visitantes durante la primera mitad. Pero después de un error colectivo del “Tiburón”, Quiroga no pudo con la humanidad de Hernán Lamberti que tapó justo el remate del jujeño evitando la segura caída de la valla defendida por Campodónico.

Solo un tirón de orejas para Aldosivi. Que jugaba mejor pero careció de ideas en ataque. Nuevamente Lamberti entró en escena pero en el área jujeña, con un remate que terminó en las manos del seguro arquero Hoyos.

Sin embargo a través de un balón parado por parte de de Malcorra, el volante Galván habilitó de un testazo a Lamberti que por intermedio de un cabezazo, decretó la apertura en el marcador.

En el complemento los portuenses se relajaron y jugaron con la desesperación de un “Lobo” apático y sin ritmo.

Los marplatenses se refugiaron utilizando el contragolpe como estandarte y arrimaron peligro al arco visitante con Malcorra, que después de ejecutar un preciso tiro libre casi marca el segundo.

Aldosivi siguió siendo más que su rival. Con desbordes, con la velocidad de Rius, pero con poco gol como a lo largo de la primera ronda de la competición.

Reguló el trámite del cotejo y lo selló como debía ser sumando tres puntos de oro para tratar de lograr el objetivo de quedarse en la categoría y nada menos que ante un competidor directo por el descenso.

Los comentarios están cerrados.