Zonal

Tandil: Los cerveceros artesanales jaqueados por la producción frenada y baja comercialización

blank

Dos de las empresas más importantes de la ciudad, Quarryman y Tandilia, reconocieron el duro momento que vive el sector en el marco de la pandemia del coronavirus. A pesar de ellos, auguran que el proceso traerá enseñanzas y saldrán fortalecidos.

La crisis económica que generó la pandemia del Covid-19 golpea con fuerza a todos los sectores, con matices, dependiendo del grado de permiso que han tenido durante el aislamiento social preventivo obligatorio. En este marco, el sector cervecero local se manifestó sobre la situación con fuerte preocupación por lo que significó una merma considerable de las ventas, problemas de producción y un futuro incierto en el corto plazo.

Armando March, fundador y titular de Quarryman, señaló en diálogo con El Eco de Tandil que “en principio aclaramos que estamos de acuerdo con el aislamiento social y las normativas sanitarias del Covid-19 y que las respetamos a rajatabla”.

“Las empresas cerveceras artesanales están entre las más perjudicadas del momento dado que son 100 por ciento pymes o pequeños emprendimientos familiares, ademas su canal principal de ventas es a negocios gastronómicos hoy totalmente cerrados y con perspectiva incierta de normalizarse a corto plazo”, destacó March y agregó: “Empeora la situación el que muchas pequeñas fábricas tienen local gastronómico propio”.

March, que integra la Cámara Cervecerías Artesanales de Argentina, resaltó que “a nivel nacional la situación es calcada, los créditos bancarios solo atendieron al 3 por ciento del sector” y añadió además que “todas las empresas estamos implementando alternativas online y de delivery, buscando formas creativas de generar algún ingreso pero el resultado es marginal respecto del giro normal”.

“La mayor preocupación, por lejos, es cumplir con nuestros empleados a lo largo del tiempo que dure está situación. Ademas tenemos alquileres, algunos impuestos, seguros y servicios (entre las cosas que siguen venciendo). La implementación rápida y efectiva del decreto de asistencia a la producción será vital para que se sostenga la actividad. Además, deberá producirse una actitud mas solidaria de parte de las empresas de servicios que hasta ahora no se han comprometido a fondo con la situación crítica que atraviesa la sociedad”, remarcó el empresario local.

El titular de Quarryman puntualizó que “seguramente vamos a encontrar los caminos para salir de esto mejores, más inteligentes como empresas y mejor preparados hacia el futuro”.

Panorama dramático

En el mismo sentido se expresó Matías Yanuzzio, uno de los titulares de Tandilia. En diálogo con este medio señaló que “el panorama del sector cervecero es bastante dramático y triste a la vez. En Tandilia tenemos dos panoramas diferentes: uno de la fábrica y otro del bar. Nosotros veníamos con Tandilia en alza y esto fue un golpe bastante grande . Uno hace un esfuerzo bastante grande pero cuando te castigan así, que es una situación que no puede hacerse nada, duele y duele bastante y cuesta recuperarse”.

“Nosotros le ponemos toda la garra que podemos, pero a veces no alcanza. La fábrica está totalmente parada, solamente se produce una vez por semana lo que es botellas para la comercialización en supermercados y regionales. Todo lo que es fuerte de la fábrica, que es barril, está totalmente en 0, ya que restaurantes y bares están cerrados”, explicó.

Yanuzzio dijo también que “con el bar estamos haciendo el sistema de delivery, que antes no lo teníamos incorporado en las actividades diarias, entonces también fue acostumbrar a la gente a este servicio . El delivery no es mucho, pero suma. No se llega a un 10 por ciento de lo que es la facturación mensual. Tandilia cuenta con 14 empleados, de los cuales están todos parados, menos dos que están trabajando en el bar. El panorama de pago de sueldos de marzo fue bastante complicado, no quiero ni pensar lo que será el pago de abril. Estamos esperando y haciendo papelerío por el tema de todos los decretos, son muchos y cuesta seguirlos desde nuestro lado, para poder tener esos beneficios. El tema de pagos está todo parado y el tema de cobro también”.

“Somos bastantes positivos y sabemos que luego de esto vendrán cosas mejores y saldrá fortalecido el sector. Pero bueno, hoy no podemos pagar ni cobrar , el único ingreso que tenemos hoy es por el delivery que no alcanza a cubrir costos. Esperamos que lleguen las ayudas del gobierno y alguna reducción de impuestos para afrontar el pago de sueldos, porque son los empleados los que nos ayudan a sacar esto adelante”, afirmó.

Los comentarios están cerrados.