Zonal

Tandil: la Usina y el Consejo Escolar instalarán energía solar en jardines de infantes

thumbnail__DSC7524Durante la mañana de ese martes el intendente Miguel Lunghi y el presidente de la Usina, Matías Civale, presentaron el Plan Crece, apunta a que gradualmente los jardines de infantes utilicen exclusivamente energía eléctrica proveniente de fuentes renovables. El proyecto integral prevé tareas de concientización para los niños y sus familias, en conjunto con el Consejo Escolar.

La iniciativa se enmarca en un plan de eficiencia energética, ideado por la Usina mediante “una solución solar fotovoltaica (paneles solares)”, destinada a alumnos de jardines de infantes para valorizar el “efecto multiplicador que ofrece la educación formal desde edades tempranas de escolarización”, apuntando a fomentar el uso de este tipo de energías.

En la presentación también participaron el jefe de Gabinete, Mario Civalleri, el presidente del Consejo Escolar Cristian Cisneros y la consejera escolar Valeria De Vanna.

El intendente Lunghi destacó la importancia de la iniciativa, que “busca impulsar la generación y utilización de energía de fuentes renovables y llevar adelante tareas de concientización y difusión sobre el uso eficiente de la electricidad. Con este proyecto buscamos beneficiar a las generaciones futuras con la concientización y educación de los más pequeños, para que el Tandil del futuro tenga un uso racional de la energía beneficiando nuestro Medio Ambiente”.

551539f7328f9_large“Se trata de un programa pionero e innovador que iremos aplicando gradualmente en los  establecimientos educativos del nivel inicial, valorizando el efecto multiplicador que ofrece la educación formal desde edades tempranas de escolarización, apuntando a fomentar el uso de las energías renovables, a través de la enseñanza a los niños y su entorno familiar. Esperamos poder avanzar con los años y luego incorporar también a las escuelas primarias”, completó.

A su turno el Presidente de La Usina explicó que el proyecto insumirá una inversión superior al millón de pesos, que se financiará a través del Fondo Educativo y que tendrá los primeros jardines con el sistema funcionando en dos o tres meses. Además informó que para ponerlo en marcha se eligieron seis jardines de infantes, el 901, el 903, 904, 910, 915 y el 917, cuya ubicación les permite recibir buena luminosidad.

En todos ellos se instalarán paneles solares de 250w y 25v, completando 1500w instalados en cada uno, para la producción de energía solar fotovoltaica. Cada instalación estará conectada a la red eléctrica a través de un Inversor, encargado de gestionar la producción de energía de los paneles. “Esto permite que lo que no utilice el jardín se pueda volcar a la red y pueda ser utilizado por todos los tandilenses. Recordemos que durante la época de mayor luminosidad que es el verano los jardines están cerrados. Esto también ayuda a que la Usina avance con el compromiso de generar el 8 por ciento de la energía demandada con energías limpias”, detalló.

“Esto es algo que no solo se puede medir en términos económicos en cuanto al ahorro, sino en la mejora en el medio ambiente, aspiramos en que el Tandil del futuro, el Tandil del bicentenario un 8, un 10 o un 20 por ciento de energías limpias, ese es el camino y por eso el programa tiene toda una cuestión educativa”, añadió.

Además, adelantó que esas instalaciones serán complementadas con el recambio de las luminarias existentes por otras del tipo Led, para optimizar el ahorro energético y el uso eficiente de la electricidad en las instituciones.

Finalmente precisó que “como complemento de este programa estamos adquiriendo un colector de mercurio, algo que surgió como idea de una parte de la Facultad de Ciencias Exactas que nos acercó el proyecto. Seguramente lo instalaremos en un punto limpio y todo el sistema de recolección de las viejas lamparitas y el programa educativa lo haremos con las escuelas”.  

El antecedente en Tandil es la experiencia puesta en marcha recientemente en el Jardín 919 “Marcelo Federico”, donde se colocó la misma cantidad de paneles solares y donde se redujo el consumo en aproximadamente un 50 por ciento, entre abril y julio de este año y estimando un ahorro mayor en los próximos meses.

“De esta manera los jardines se benefician con el ahorro en el costo mensual que paga la Dirección Provincial de Educación y La Usina con la energía generada y no utilizada en los establecimientos los días de receso escolar”, aseguró.

“Pero fundamentalmente se trata de un proyecto que busca beneficiar a las generaciones futuras con la concientización y educación de los más pequeños, para que en Tandil del futuro tenga un uso racional de la energía beneficiando nuestro medio ambiente”, concluyó.

Los comentarios están cerrados.