-Boletín-, Ciudad, Información General

Sin nuevas restricciones pero con una proyección nada alentadora

Finalmente, luego de muchas idas y vueltas, el Gobierno Nacional decidió delegar en los gobernadores la decisión de restringir la circulación nocturna a fin de reducir el rebrote de contagios de coronavirus que se vive en todo el país. En otras palabras, no decretó el llamado “toque de queda sanitario” que tanto se mencionó. 

El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, anunció hoy en conferencia de prensa la publicación del decreto que regula en qué momentos los mandatarios provinciales podrán restringir el movimiento diurno en sus jurisdicciones ante un aumento de casos de covid, que no será una medida de cumplimiento obligatorio para todo el país.

Lo que se hace a nivel nacional es fijar pautas y alertas sobre riesgos futuros. Hoy los gobernadores ya están facultados a adoptar medidas y lo que estamos haciendo es describiendo cuál es el detalle de peligro del aumento de casos que está surgiendo en muchas provincias de nuestro país”, aseguró Cafiero.

A su turno, la Secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, definió los parámetros que se deberán tener en cuenta: 

-Razón: cuando el cociente entre el número de casos confirmados acumulados en los últimos 14 días y el número de casos confirmados acumulados en los 14 días previos sea superior a 1,20 (es decir, que los casos aumenten un 20% de una quincena a la otra).

-Incidencia: cuando el número de casos confirmados acumulados de los últimos 14 días por 100 mil habitantes, sea superior a 150.

En simultaneo, la Escuela de Medicina de Mar del Plata emitió su 10° Informe de la situación epidemiológica por COVID 19 en el Partido de General Pueyrredón al 23 de enero 2021. Allí, responde a los parámetros en cuestión en forma clara y contundente.

“En el PGP (Partido de General Pueyrredón) la razón de casos entre los últimos 14 días y los 14 días previos fue de 165 (es decir que los casos diagnosticados aumentaron un 65%) y la tasa de incidencia de los últimos 14 días fue de 545,4 casos c/100.000 habitantes”. En otras palabras, en ambos casos se supera ampliamente las variables sugeridas. En la primera de ellas, por 45 puntos porcentuales, mientras que en la segunda, la tasa de incidencia es de casi 4 veces más.

blank

Reafirmando lo señalado por la entidad que dirige el Dr. Adrián Alasino, en la mencionada rueda de prensa, Santiago Cafiero aseguró que “es visible el cumplimiento de estos parámetros de riesgo, por ejemplo en Mar del Plata y Pinamar”.

Si bien nadie parecía querer pagar el costo político, finalmente el Gobierno de la Provincia de Buenos Aires finalmente decidió aplicar nuevas disposiciones y restricciones horarias para los municipios que se encuentran en fases 3 y 4, como Mar del Plata, donde a partir del lunes todas las actividades no esenciales quedarán suspendidas entre la 1 de la madrugada y las 6.

En los municipios que se encuentran en fases 3 y 4, entre los cuales se encuentra General Pueyrredón, la administración Kicillof confirmó que “se suspenderá entre las 01.00 y las 06.00 horas toda actividad comercial, artística, deportiva, cultural, social y recreativa”, a la vez que se dispuso reducir las actividades sociales, recreativas y familiares a grupos de hasta 10 personas en espacios cerrados y abiertos.

También se restringirá el uso de transporte de pasajeros urbano a personas alcanzadas por las actividades y servicios definidos como esenciales, y se reforzarán todos los controles, tanto provinciales como municipales, para “disminuir la circulación de personas en horarios nocturnos” y evitar la realización de actividades no permitidas.

Vale recordar que en las últimas horas, durante una reunión mantenida en el Museo Mar de Mar del Plata entre funcionarios de la administración de Axel Kicillof con Intendentes de municipios de la Costa Atlántica, el ministro de Producción de la provincia de Buenos Aires, Augusto Costa, había dicho que iban a esperar para tomar medidas de restricción en la circulación nocturna”.

Costa explicó que el gobernador se tomaría más tiempo para escuchar a intendentes y analizar las distintas situaciones dentro de la provincia para definirse al respecto. “Ante el anuncio del gobierno nacional que deja a cada una de las provincias la evaluación a partir de indicadores sanitarios de las medidas a tomar, estuvimos discutiendo alternativas con los intendentes y el gobernador va a seguir en una ronda de consulta para tomar las medidas que sean más adecuadas para este momento, sabiendo que el objetivo principal es garantizar la continuidad de la temporada turística, que se pueda cuidar el trabajo y la actividad económica y que también podamos cumplir con el objetivo de revertir esta tendencia de las últimas semanas sanitaria que es preocupante”.  

Por otro lado, el trabajo de la Escuela de Medicina de Mar del Plata pronostica un significativo aumento de contagios en la ciudad hasta el 23 de enero: “En base a lo observado en la situación actual y según la proyección del modelo, se esperan para el día 23/01/2021 aproximadamente entre 37.000 y 39.500 casos totales acumulados, con valores de casos diarios que podrían mantenerse alrededor de los 300 o aumentar hasta los 600, y con casos activos que podrían estabilizarse alrededor de los 3500 o aumentar hasta superar los 5000 casos”. 

De acuerdo al último parte municipal, donde se reportaron 319 nuevos contagios, hay 2.916 personas activas infectadas con el virus. De cumplirse la proyección, se trataría de un incremento de hasta un 75% en 15 días.   

blank

Cabe consignar, que tal como viene informando este medio, el municipio reporta menos casos en relación a los que refleja la Sala de Situación del Ministerio de Salud bonaerense. Entre la jornada que fue de las 19 hs del lunes 4 de enero y la misma hora del día siguiente, ingresaron 454 nuevos contagios en General Pueyrredón, pasando de 32.331 casos acumulados a 32.785. Y entre el martes 5 y el miércoles 6, ingresaron 461: el total acumulado a las 19:10 hs es de 33.246 contagios desde marzo. A las 19 hs del viernes 8, la provincia totaliza 33.845 casos acumulados desde el comienzo de la pandemia. Es decir que la diferencia con lo que registra la web provincial ya llegó a 1.000 contagios, una cifra nunca antes alcanzada. 

Conviene repasar en detalle la evolución de los casos en Mar del Plata durante los últimos 30 días: entre el 13 y el 19 de diciembre, fueron 975, mientras que entre el 20 y el 26 del mismo mes, se registraron 1.343. Así mismo, para la semana comprendida entre el 27 de diciembre y el 2 de enero, se reportaron 1.736. En lo que va de esta semana, según los partes municipales, ya hay 1.793 contagios entre el domingo 3 y el viernes 8 de enero. Es decir, que aún faltando dos días, los casos de la actual semana ya superaron los totalizados durante los 7 días previos. 

Por su parte, el estudio de la Escuela de Medicina estima que el valor reproductivo R se sitúe por encima de 1,7, además de reafirmar una tendencia que viene ocurriendo al menos desde julio: “La tasa de incidencia acumulada de casos COVID 19 (n° de casos totales/población) fue de 4.910,5 casos c/100.000 hab., mayor que la registrada en Argentina y en la Provincia de Buenos Aires (3.693,9 y 4.013,5 casos c/100.000 hab. respectivamente)”. 

Lo mismo sucede con los indicadores de fallecimientos: “La tasa de mortalidad (total de defunciones/población) fue de 1.693,9 casos c/1.000.000 habitantes, mayor que en Argentina (969,1) y que en la Provincia de Buenos Aires (1.288,6). La tasa de letalidad (total de defunciones/total de casos), que refleja la gravedad de la enfermedad, fue de 3,5%, mayor que la observada a nivel nacional (2,6%) y provincial (3,2%)”.

A todo esto, algunas clínicas comenzaron a avisar lo que puede ocurrir en el corto plazo. Primero fue la 25 de Mayo, que mediante un comunicado advirtió que “está suspendida la internación de pacientes con sospecha o confirmados de Covid-19 por saturación”. Luego se sumó la Pueyrredón, que en un cartel reza textual: “No hay camas disponibles para internación”. En la clínica Colón, por su parte, no alcanzaron los kits de testeos ante la gran necesidad de hisoparse, tanto por parte de los marplatenses como los turistas. 

 

El preocupante escenario lo confirma un dato duro: el 10 de diciembre, había ocupadas en la ciudad 9 camas de terapia con enfermos covid, mientras que para el 8 de enero, la ocupación ya llegó a 32.

Es claro que el objetivo de las autoridades es perjudicar lo menos posible a una temporada que recién está dando sus primeros pasos, y a una economía envuelta en una gran crisis, frente a la pandemia y a la extensa cuarentena establecida el 20 de marzo de 2020 en todo el país. Pero a este ritmo, no son pocos los que creen que la temporada de verano ya finalizó. 

Pablo Portaluppi

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*