Ciudad

«Si para terminar con las mafias del SOMU tengo que dejar de ser diputada, lo haré»

Revista-Puerto-Gladys-Gonzalez-01La diputada Nacional por Cambiemos, Gladys González, interventora del SOMU, sufrió amenazas la semana pasada cuando intentó designar dos delegados en la Seccional de Corrientes y tras realizar la denuncia fue ella la denunciada por un marinero correntino por incompatibilidad y corrupción por cobrar dos sueldos, uno del Congreso y otro del SOMU. En el día de ayer  el medio Revista Puerto recibió un escrito de la Interventora en el que ratifica su vocación de normalizar el gremio y asegura que de serle requerido renunciaría a su cargo de diputada para “terminar con la mafia” en el sindicato. Dice que su denunciante estaba entre los que la amenazaron a ella y lo acusa de ser parte de un grupo de extorsionadores. Mientras desde Corrientes atacan a la Interventora, en Buenos Aires Elisa Carrió salió a respaldar su gestión.

El  marinero correntino José Luis González denunció ante el juez Rodolfo Canicoba Corral que la Diputada incurría en incompatibilidad y corrupción por cobrar un sueldo como legisladora y otro como interventora con el “único fin de enriquecerse”. La legisladora señala al respecto que “no hay incompatibilidad entre una tarea y otra porque no se colisionan dos poderes del Estado”.

Apuntando a los dirigentes desplazados la diputada advirtió: “No me van sacar del camino los que estafaron a los marineros durante más de 20 años. Ni lo sueñen. No tengo ninguna duda que en caso de que se me ordenase optar por seguir con la intervención o ser diputada; elegiré seguir al frente de la intervención y renunciaré a la banca del Congreso. Vamos a hacer un sindicato modelo y a terminar con la mafia que estafó por muchos años a sus propios afiliados”.

Leer: Tettamanti vinculado a casos de corrupción: dragado y SPI en la mira

En cuanto a los honorarios de cincuenta y nueve mil pesos que se le abonan mensualmente, sostuvo que no los percibe “en concepto de sueldo ni de aguinaldo ni vacaciones” sino “por gastos de representación remunerativos”, motivo por el cual “está dada de alta en AFIP y paga impuesto a las ganancias por ello”.

“Es importante aclarar que esos gastos de representación no salen de fondos de otro poder del Estado (ejecutivo, legislativo o judicial) sino del Sindicato”, señala González y realizando un paralelismo con sus colegas de la Cámara Baja agrega: “He tenido muchos compañeros gremialistas diputados en el Congreso de la Nación y siempre siguieron desempeñándose como secretarios generales de sus sindicatos”.

Puntualmente, respecto del afiliado al SOMU que radicó el martes pasado la denuncia, la Interventora asegura que pertenece al mismo grupo de “los que me amenazaron en Corrientes, los mismos que intimidaron a los abogados que designamos allí y son los mismos que vienen extorsionando y amenazando a los marineros condenándolos a no subir a los barcos si no les pagaban un peaje, quitándoles su derecho al trabajo”.

Leer: Horacio Tettamanti comprometido por la suerte de Omar “Caballo” Suárez

La legisladora afirmó que la designación de estas tres personas no fue una decisión personal dado que “en el SOMU todas las decisiones las toman los tres interventores. No hay posibilidad de pagar ni de designar a ningún empleado de manera unilateral. Todo el personal que llegó se irá cuando termine la intervención y todo lo que se paga en la intervención lleva la firma de los tres interventores y absolutamente todo lo que se hace está avalado por el juez Rodolfo Canicoba Corral que, como representante de la justicia, determina todas las designaciones”.

Respecto de los gastos que estas designaciones generan al gremio, citando el informe trimestral publicado por Comisión Interventora Judicial, recordó que «desde que tomaron posesión del gremio generaron un ahorro de 3.072.840 pesos mensuales para su operatoria habitual, y un ahorro de 4.687.477 de pesos por errores en certificaciones de obras”. Y en el caso particular del área comunicaciones, puntualizó que “hoy tres personas reemplazan y hacen el trabajo que antes hacían seis y el ahorro en esa área fue del 50 por ciento mensual con respecto a la anterior administración”.

Respaldo de Elisa Carrió

En su página oficial, la Diputada hizo público su apoyo a la interventora Gladys González y repudió las amenazas que sufrió su compañera de bancada en la ciudad de Corrientes por parte de Nicolás Fuentes, exsecretario del Interior del SOMU y mano derecha de Omar Suárez.

“González está padeciendo acusaciones de todo tipo que no se compadecen con la realidad, sino que son obra de aquellos que no quieren ver amenazado ni su poder ni sus negociados”. En sintonía con las declaraciones de la Interventora, Carrió asegura que no existe incompatibilidad “entre su representación popular como diputada y su designación como interventora en el SOMU porque no hay colisión de dos poderes del Estado”.

“Es preciso llevar trasparencia a aquellos lugares en donde lo que predominó durante años es la oscuridad y por tal motivo es que respaldamos la tarea llevada adelante por Gladys González”, concluye el comunicado de la líder política de Cambiemos.

Karina Fernández

Revista Puerto

4 Comentarios

  1. «Caballo» entró al SOMU apadrinado por Cristina, quien lo tuvo entre sus sindicalistas favoritos. No sólo ella: el papa Francisco lo tiene como amigo.
    No hacen falta más comentarios. Con eso basta.

  2. Sr,Nestor,usted esta mal informado.El caballo»suarez,esta en el somu desde hace mas de 30 AÑOS.Y respecto a lo del Papa,es un dislate,no mezcle la investidura papal para hacer politica

  3. Corrijo: 27 años de antigüedad en el SOMU. En vez de apadrinado, debí decir AFIANZADO.
    En cuanto a lo del Papa, está documentado con fotos y videos que difundió la TV.

  4. No tienen ni la mas mínima idea de las cosas que esta haciendo la intervención con el somu cuando esta hija de puta y sus gusanos se vallan no quedará nada del sindicato