Política

Señora gobernadora, las mafias son las que no pagan impuestos

blankEsta algarada mediática para lograr una exención en el pago de tasas y derechos municipales,  a los espectáculos artísticos, es un apriete indebido de viejos zorros en esta mecánica de blanquear la evasión a través de excepciones. Las mismas fueron logradas a través de un despiadado ataque del multimedios La Capital y el diario El Atlántico, en poder de Héctor Ricardo García, en la década del ´80, durante el gobierno de Don Ángel Roig.

Aldrey Iglesias y Carlos Rottemberg, han vivido una dorada década ganada, a expensas de los gobiernos kirchneristas, sciolistas y de filo K como Acción Marplatense, el partido de Gustavo Pulti. Hay un aparato de ventas de entradas y localidades que se formula a través de un experto manejo, que con notable maestría defiende el empresario que cumple 40 años con el teatro de temporada alta en Mar del Plata.

El Estado, provincial en este caso, hará un enorme esfuerzo para revitalizar la temporada alta, en semejante contraste con quienes han sido excluyentes responsables de haber perdido mercado turístico, que ganaron otra provincias y ciudades, como Villa Carlos Paz en Córdoba.

 A Rottemberg, durante el invierno no se le ve un pelo por la ciudad. La taquilla es su fuerte y no es atractiva con el frío. Sus obras necesitan a Mar del Plata llena para cortar entradas. Para la Municipalidad de General Pueyrredon, es necesario  que las empresas de espectáculos artísticos PAGUEN LO QUE CORRESPONDE, y no que vivan a expensas de las exenciones. Ya lo hicieron con Scioli que le compensaba con la compra de entradas, las eventuales pérdidas que generaban los recitales de Pimpinela en Las Toscas.

Acá no sólo Andrea Del Boca, y otros se la llevaron con una pala, en nombre del arte popular. El riesgo empresario que se quiere eliminar, corre en paralelo con la falta de compromiso genuino con las medidas más duras, que intenta llevar adelante el presidente Mauricio Macri.

blankSi la gobernadora Vidal les pidió un esfuerzo a los empresarios, para que la temporada sea un éxito, no es para que cómo contrapartida se acceda a exenciones que se instalan mediante  maniobras extorsivas y propias de estructuras mafiosas, como las que ejercen los monopolios. Confunden la espalda con la memoria.

Los tropiezos de Vidal y su gobernación en Mar del Plata, son debido al pésimo asesoramiento que recibe por la inexistencia del PRO en esta ciudad. Tiene el GPS mal programado y el vínculo de Aldrey Iglesias con el  jefe de Gobierno de CABA, Horacio Rodríguez Larreta, la llevan de un traspié a otro. No toda la culpa de lo que ocurre la tiene el intendente Carlos Arroyo, es un gran responsable, pero también debe aceptarse que no se ha acertado con la terapia adecuada. Y va a seguir ocurriendo, si cuando tienen una fractura de huesos en lugar de ir a un traumatólogo van al urólogo.

La inexistencia del PRO  es fatal en General Pueyrredon, para la suerte de CAMBIEMOS. Si toda la pelea pasa por el desplazamiento y el destrato a la intendencia, todo se reduce a un  empeoramiento inexorable, del manejo político mínimo necesario para la gobernabilidad.

Habría que explicar con claridad, que si se accede a las exenciones que ganan la tapa del único  diario matutino, que circula ya casi sólo en espacios de distribución gratuita, sería hacer caer en una grave declinación al secretario de Hacienda Hernán Mourelle. Al flamante funcionario, se le restaría autoridad para una tarea que comenzó enfrentando nada menos que a dos intocables, como municipales y camioneros. Esta comuna arrastra $ 1.000.000.000.- de déficit por año, del cual forman parte las ruinosas excepciones y exenciones otorgadas siempre a los mismos beneficiarios.

No sería para nada en vano, revisar todas las adjudicaciones, explotación y concesiones al Grupo Aldrey Iglesias, pasando por sus innumerables actividades,  cánones, pauta publicitaria, situación como deudor del Banco Provincia (ver Cristóbal López), alquiler de habitaciones en sus grandes hoteles y la provincia como proveedora de pasajeros fantasmas, las contrataciones de artistas para actuar en el escenario de Las Toscas, las playas de la Bristol, el Hotel Provincial, instalaciones de un casino, construir sobre el Parque San Martín, las sociedades en emprendimientos junto al procesado Néstor Otero, etc. etc.

No sólo la lucha contra las mafias involucra al Estado, sino a todos los demás contribuyentes que deben ser iguales ante la ley. Si prevalece la política de eliminar exenciones, no habrá perjuicios sino pérdidas de ganancias ya que el costo será agregado al precio de las localidades. Todo el electorado de CAMBIEMOS ya demuestra fastidio, por tener que soportar el peso de lograr el equilibrio en las cuentas públicas.

La lucha contra las mafias debe ser integral, de ninguna manera selectiva. Los funcionarios (aún cuando resta mucho por hacer) son quienes tienen deben sentir el respaldo de las máximas autoridades, para mantener la coherencia en este nuevo proceso que se inauguró en 2015.  No se puede obviar, que están presos Samid “El rey de la carne” y Castillo “El rey de La Salada”.

La Unidad Penal de Batán está a sólo 20 km. del centro de Mar del Plata. En esta pelea contra las mafias, usted no está sola, pero si sus decisiones estimulan a quien detenta actitudes mafiosas, es contraproducente al resultado final. Usted no es digna, así lo ha demostrado,  de una torpeza semejante.

 Mucho menos, se puede obviar que Scioli perdió por paliza, en una demostración contundente desde el 2015, de cuál es la voluntad de quién vota por CAMBIEMOS. Uno de los motivos es para acompañarla en la lucha contra las mafias, contra TODAS las mafias.

Jorge Elías Gómez

jgomez@mdphoy.com

3 Comentarios

  1. Excelente nota
    Clap clap para jorge gomez
    Uno de los mejores editorialistas de la ciudad

  2. pichichi, ya todos lo saben….

  3. Muy buena explicación. TODOS IGUALES ANTE LA LEY,y a ese grupete mafioso connivente K HAY QUE COBRARLES TODO LO QUE SE DEBA, porque no han hecho ni hacen más que exprimir lo q nuestra ciudad les ofrece, más lo q Scioli/Pulti piratas les regalaron de nuestro patrimonio para su beneficio. O sea: QUE PAGUEN PORQUE USUFRUCTÚAN MUCHO DE LO ESTATAL entregado «a medida». Ojalá la gobernadora lea esto, porque los Marplatenses NECESITAMOS que nos defiendan y no nos chupen más la sangre tanto oportunista foráneo.