Política

Se cumplen quince años de la histórica IV Cumbre de las Américas en Mar del Plata

El 5 de noviembre de 2005 se realizó en Mar del Plata la IV Cumbre de las Américas con Néstor Kirchner, entonces presidente argentino, como anfitrión. Participaron más de 30 mandatarios, entre los que se encontraban Luiz Inácio Lula da Silva, Hugo Chávez y George W. Bush.

El rechazo al Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA) fue la marca de estas jornadas y permitió sostener los procesos de recuperación de soberanía política, reindustrialización, creación de trabajo, crecimiento económico y profundización de medidas sociales en el Mercosur.

 

En paralelo, se realizó la III Cumbre de los Pueblos, donde movimientos sociales, organizaciones populares y ciudadanos y ciudadanas de Argentina y el resto del hemisferio, repudiaron la presencia de Bush y dijeron “¡No al ALCA, al libre comercio, la militarización y la deuda!”.

 

 


Taiana: “La Cumbre de las Américas tuvo la decisión política de recuperar Mar del Plata”

Al cumplirse 15 años de la IV Cumbre de las Américas y el histórico “No al ALCA” en esta ciudad, el senador y ex canciller Jorge Taiana recordó múltiples aspectos del encuentro presidencial del continente y sostuvo que su realización “tuvo la decisión política de recuperar Mar del Plata”.

Taiana brindó una charla en vivo por YouTube invitado por el Frente de Todos a través de la organización de Abrazo Ciudadano, en su carácter de coordinador de aquel acontecimiento del 4 y 5 de noviembre de 2005, que marcó el rumbo de la política de sudamericana de toda la década siguiente.

El legislador trazó un pormenorizado panorama que abarcó desde los orígenes del Acuerdo de Libre Comercio de las Américas -en Miami durante 1994- hasta su desestimación por completo mediante un minucioso trabajo de estratégica diplomática regional.

Remarcó la labor conjunta en cuestiones de geopolítica y no dejó de resaltar la elección de la plaza para albergar a 34 presidentes del continente, entre ellos el norteamericano George W. Bush y el bloque regional conformado por los mandatarios de Argentina, Néstor Kirchner; el venezolano Hugo Chávez y el brasilero Lula Da Silva, entre otros.

“En el plano estrictamente local, la Cumbre de las Américas tuvo la decisión política de Néstor Kirchner de recuperar Mar del Plata. Y además de sus virtudes, apostamos a esta ciudad como representación del país y con un profundo sentir de la movilización popular”, señaló el ex canciller.

En ese sentido, Jorge Taiana reseñó que un acontecimiento de tamaña magnitud en esta localidad fue porque “hubo una determinación política de levantar Mar del Plata que venía muy golpeada por la crisis de 2001, con la mayor desocupación del país y los costos de trabajo. Por eso y por sus capacidades de servicios y escenarios”.

“Ahora esperemos que a pesar del coronavirus pueda tener una temporada de verano y comience a ponerse de pie nuevamente”, auguró.

Por otra parte, no eludió vincular a la ciudad con una de sus dirigentes ocupando actualmente un puesto clave en la gestión de Gobierno Nacional, Fernanda Raverta. “Ella no es sólo la marplatense ni la titular de la Anses. Fernanda es una compañera que he visto crecer, que mi mujer conoce desde chiquita y hoy es ejemplo de una generación militante que ha ganado experiencia. Es alguien que me genera una enorme confianza cada vez que la veo”, dijo con visible emoción.

Seguidamente, enumeró detalladamente las obras que se llevaron a cabo en la presidencia kirchnerista y que quedaron para la comunidad local. “Mar del Plata como epicentro de eventos internacionales, entre ellos los que siguieron con la Cumbre de Alcaldes o deportivos”.

En cuanto a la actualidad, brindó sus opiniones sobre las repercusiones que tendrían los resultados electorales en Estados Unidos, las gestiones ante Rusia para la vacuna del Covid 19 y la posibilidad de una nueva conformación de un bloque sólido en América del Sur.

Respecto a la gestión gubernamental encabezada por Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner enfatizó: “Ahora tenemos un desafío tan complejo como aquel de 2005. Acá tenemos la responsabilidad de sacar el país adelante de una doble crisis: la pandemia que nos dejó Mauricio Macri y la del coronavirus”.

“Para ello – continuó- es necesario mantener y consolidar la unidad, la unidad de lo distinto, con sus matices y diferencias. Ahora sí tiene una responsabilidad grande la militancia. Esta no es una tarea que pueda resolver sólo el gobierno, no podemos ser espectadores para poner de pie el país frente a sectores muy poderosos que no quieren perder privilegios. Debemos consolidar la unidad y avanzar en un desarrollo sustentable”.

Finalmente opinó que “Argentina enfrenta un doble desafío: el de recuperar a los excluidos para incorporarlos con trabajo en una vida digna y, al mismo tiempo, mantener el desarrollo de punta en ciencia y tecnología. Eso debe ser sustentable, con la mirada puesta en el mar”.

 

Un comentario

  1. Cuanto zurdo y dictador se junto en La Feliz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*