Carta de Lectores, Ciudad

Que no se quemen gomas, pero que nadie incendie las palabras

cortes-micros-mdp-e1449169804421Hace poco Mar del Plata vivió una situación vergonzante y peligrosa. Para lograr un aumento, justo o no, el centro de la ciudad se llenó de negro humo. Para conocer las consecuencias: “La quema de llantas…, produce la desintegración física y química del caucho, dejando en el aire compuestos que son nocivos para los seres vivos y para el medio ambiente”. No es poco. Una persona que tenía que presentarse en un lugar para protestar por escrito (carta documento), no con gomas ni otro tipo de agresión, no pudo asistir ya que tuvo que quedarse, por problemas pulmonares, encerrada en su departamento con máscara de oxígeno. Así fue que a esa persona, le incendiaron la palabra.

A muchos nos toca pelear por años, meses, días, horas interminables, para intentar un reconocimiento que no llega, a las sobradas razones, ya que las palabras muchas veces se las lleva el fuego. Contrariamente a esto, aquí, en Mar del Plata valió tan solo una acción lamentable para que el resultado buscado se encontrara ahí nomás, frente y dentro de la Municipalidad.

Pero no sólo los responsables directos son los que prenden la llama, también la razón, demasiadas veces, es puesta en el fuego por otros actores y funcionarios que han actuado en sentido contrario de lo que debe ser su tarea, realmente funcionar políticamente como se debe. Ha valido el “tiene razón, pero marche preso”. Clara expresión que sirve para graficar perfectamente lo que ha ocurrido. Forma parte del concepto autoritario de quienes han gozado el poder y en ese goce, la perversidad de deleitarse con los inconvenientes de quienes dicen servir.

¿Cuántas veces han hecho pedir en una débil democracia “hacer lo que se debe y no lo que se quiere”? Respuesta inconclusa de una forma política que en la Argentina no ha encontrado definitivamente el rumbo. Hoy se aspira a que los hechos, basados en tradiciones de orden y respeto, nos devuelvan la credibilidad en el sistema que se dice amar pero que tantas veces se ha traicionado. No es el “todo vale” o “el fin justifica los medios”.

Que nadie se haga el distraído. Hay culpas compartidas. A buen entendedor pocas palabras bastan. Otras frases hechas que pueden ser útiles para una democracia que es necesario re-crear. Es tiempo de pedir entonces, para una salud integral que comprende asimismo a la República, que nadie incendie más palabras, esencialmente las suyas y que ninguno salga a quemar gomas.

Una simple recorrida en estas líneas por lugares comunes para que se piense en el sentido común que debemos recuperar. Esta es la gran responsabilidad que les cabe a los nuevos gobernantes haciendo que la palabra de hoy no sea sólo una fórmula del protocolo, que sea mañana una promesa cumplida. SI, JURO.

Miguel Toscano – Referente de Jubilados activos de Obras Sanitarias

Un comentario

  1. Muy buen relato de lo sucedido.
    Pero es muy importante no ir con globos, felicidad y un discurso de auto ayuda a quejarse.

    ¿Por qué?

    Porque se vienen tiempos difíciles a nivel conunicacional. Donde los medios de comunicación coperstivos, deberán correr tras la pauta oficial que será recesiva en base a su rating. Ahí es donde la pluralidad dependerá exclusivamente de las corporaciones que auspicien esas noticias y la expresión del pueblo.

    ¿Está mal que la gente queme gomas en lugar de formalizar una queja o protesta?

    Por supuesto que está mal, de hecho es pésimo para la salud más los trastornos que generan en la ciudad. Pero creo que los medios de comunicación juegan de manera perversa y conveniente, como en el caso del diario La Capital el diario de las buenas noticias de Gustavo Pulti.

    Entonces la pregunta del millón que me hago.

    El gobierno que entra tiene el medio de comunicación que más factura y lava dinero en todo el país a su favor. Acomodando las noticias y el contenido, ahogando medios chicos con las ideas de la modificación de la pauta estatal para quitarle espacio.

    La gente que quiere expresarse ¿Cómo lo hace?

    Insisto con lo mismo, no caigamos bajo con que si se está favor o no de quemar gomas. Creo que el tema es más grave y complejo.

    Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*