Ciudad

Protesta frente al MAR: artistas cortarán las calles y exigirán ser escuchados

Exterior_del_nuevo_MAR,_con_obra_de_Marta_Minujin_Alrededor de las 18 el gobernador de la provincia de Buenos Aires Daniel Scioli, inaugurará “Horizonte de Deseo” en el Museo de Arte Contemporáneo MAR. Pero no todo será una fiesta ya que varios artistas locales que se sienten desplazados por las actividades culturales que propone el gobernador, se darán cita frente a dicho presentación, cortando la calle y realizando intervenciones artísticas.

“Se pretende expresar que en Mar del Plata existen numerosos artistas, trabajadores, con un gran potencial músicos, ceramistas, muralistas, escritores, actores, etc. Sin embargo los gobernantes no fomentan espacios donde desarrollar sus producciones y darlas a difundir”, aclaró Raymundo Gleyzer líder del movimiento Votamos Luchar.

Asimismo agregó que mientras en los medios de comunicación se muestra una ciudad con gran oferta en materia de cultura, la realidad es que no se apoya el arte a nivel local y los espacios propiciados muchas veces tienen que ver con realizar propaganda electoral o en función de la plata que generen”.

El líder del espacio Votamos Luchar señaló que “el Museo de Arte Contemporáneo es un claro ejemplo de cómo entienden el arte y la cultura los gobernantes” y enumeró que “La posibilidad de acceder son muy complicadas para los trabajadores que producen obras plásticas.
Es un bastión de la propaganda electoral de Scioli, donde se han destinado millones, demostrando que recursos hay, pero no se destinan para fomentar realmente el arte, sino donde les conviene.
Los trabajadores de este museo siguen precarizados, al igual que la mayoría de los trabajadores en la ciudad y en el país.
En contraste con lo que se muestra en este museo, los espacios de formación de artistas de la ciudad, que es donde asisten los hijos de los trabajadores, IPA, EMAD, Conservatorio de Música, entre otros, tienen problemas de derrumbe, no hay salidas de emergencia, conviven con una superpoblación estudiantil sin las condiciones más elementales para funcionar”.

Gleyzer finalizó que “por eso es importante que los artistas podamos pelear por espacios y recursos para nuestras producciones, que numerosos hijos de trabajadores puedan acceder a la producción artística sin limitación de su importancia como objeto mercantil, como hace permanentemente este sistema que busca abstraer al arte de su poder de denuncia y de transformación”.

 

Los comentarios están cerrados.