Política

Presupuesto: el oficialismo no logró los consensos que creía y se pasó a cuarto intermedio

B6Hp2LyIQAI7Dz8El primer síntoma de desinteligencias entre el oficialismo y las bancadas de los Frentes para la Victoria y el Renovador, surgió cuando en la Asamblea de Concejales y Mayores Contribuyentes, Acción Marplatense propuso una serie de modificaciones a la Ordenanza Fiscal e Impositiva, que no habría puesto en conocimiento del Frente para la Victoria, en consecuencia mocionó pasar a un cuarto intermedio.

“Cuando ha habido un acuerdo en presidentes de bloque, parecía extrapolada esta decisión pero, en realidad, nosotros no habíamos recibido las modificaciones y no sabíamos en que consistían. Y cuanto menos como un signo de responsabilidad, teníamos que tenerlas y evaluarlas”, justificó el edil del Frente para la Victoria Daniel Rodríguez, las razones que habían motivado a su bancada a solicitar el cuarto intermedio.

“No vamos a polemizar, pero quiero dejar remarcada la improvisación con la que el oficialismo trata dos ordenanzas tan importantes para el contribuyente, como son las Ordenanzas Preparatorias Fiscal e Impositiva. Nuestro bloque tampoco tuvo acceso. Preguntamos, también, y no sabían quién se hacía cargo de las modificaciones. Nos parece que estos temas, tan importantes, deberían tratarse de otra forma, los bloques deberíamos acceder a las cosas que se van proponiendo. Y, también, entendemos que nosotros no formamos parte de los acuerdos del oficialismo”, fustigó la presidenta del bloque de Concejales de la Unión Cívica Radical.

Una vez convalidada la Ordenanza Fiscal e Impositiva por 30 votos contra 18, es decir por mayoría, con los votos negativos del Radicalismo y Agrupación Atlántica, se inició la 2º sesión extraordinaria de prórroga, que pasó a cuarto intermedio hasta el 22 de enero, a instancias de una moción realizada por la UCR y acompañada por Agrupación Atlántica y el Frente Renovador.

Acción Marplatense, con el acompañamiento del Frente para la Victoria realizó denodados esfuerzos por acotar la vuelta del cuarto intermedio al martes 6 de enero, y que, salvo el Presupuesto de OSSE y el de la Administración Central con el resto de los Entes Descentralizados, los demás expedientes incluidos en el orden del día y los acordados, en la Comisión de Labor Deliberativa, para su tratamiento sobre tablas, fuesen debatidos en la sesión de este martes.

Estas circunstancias derivaron en un empate técnico, que zanjó en favor de la moción radical, el Presidente del HCD, haciendo uso del doble voto, que le confiere su condición de tal.

Desde la barra seguían las alternativas del plenario, las autoridades del Sindicato de Trabajadores de Obras Sanitarias que en la víspera, se habían reunido con los presidentes de bloque, para expresar su oposición al intento del Ejecutivo, en aras de unificar las cuentas municipales para echarle mano a los fondos de OSSE.

El oficialismo se veía obligado a pasar a un cuarto intermedio porque por un lado, los ediles massistas habrían retirado sus votos para aprobar el presupuesto de OSSE, y por otro, los kirchneristas habrían hecho lo propio, pero en relación a los súper poderes implícitos en el Proyecto de Ordenanza Complementaria al Presupuesto que, además de unificar las cuentas municipales, facultarían al intendente para girar en descubierto, así como para generar deudas, que deberían ser asumidas por la administración que lo suceda, en el supuesto, que no pueda alcanzar la re-relección.

A duras penas, los pultistas pudieron lograr la convalidación de las Ordenanza Fiscal e Impositivas, tras una negociación, que habría tenido lugar en la oficina del presidente de la bancada del FPV.

Durante el cuarto intermedio de la Asamblea de Concejales y Mayores Contribuyentes, Pablo Retamoza habría recibido al secretario de Economía y Hacienda, Daniel Pérez, a quien acompañaron los ediles pultistas Héctor Rosso, Ariel Ciano y Fernando Gauna, tomando conocimiento de las modificaciones relacionadas con la baja de los valores por anuncios pintados o colocados en vehículos, que circulen en el Partido de General Pueyrredón. Las cuales habrían sido fruto de las negociaciones paralelas con el Frente Renovador.

“Es una chicana política y una maniobra dilatoria lo que hicieron algunos bloques, sobre todo la bancada de Arroyo y el Radicalismo, no apoyar los presupuestos de Obras Sanitarias y de la administración central con los restantes entes descentralizados”, manifestó su ofuscación, a mdphoy.com el concejal oficialista Héctor Rosso, quien en su condición de presidente de la Comisión de Hacienda, refrendó, con su rúbrica, las modificaciones de marras.

Y mascullando su impotencia, concluyó: “es un despropósito que se haya aprobado la ordenanza fiscal e impositiva y no el presupuesto. El Frente para la Victoria estaba dispuesto a discutirlo la semana que viene. Y en cuanto al Frente Renovador, cada uno es responsable de sus decisiones”.

Foto: Twitter Vilma

 

Los comentarios están cerrados.