Política

¿Por qué se demora el decreto de designación de Telpuk como jefe de policía local?

34858_recEn ocasión de presentar al postulante a la Jefatura Civil de la Policía de Prevención Local, en el acto llevado a cabo en el Distrito Descentralizado “El Gaucho”, el pasado 5 de diciembre, elevando ese mismo día los antecedentes de Fernando Telpuk al HCD. El intendente Gustavo Pulti urgió el acuerdo del Concejo Deliberante, expresando su expectativa “esperemos que antes de Navidad tengamos jefe de Policía”.

No obstante ya han transcurrido trece días, desde que el Cuerpo Deliberativo dio su anuencia para que el Departamento Ejecutivo procediese a decretar la designación del ex Comisionado General de la Policía de Seguridad Aeronáutica, y todavía el Jefe Comunal no rubricó el decreto.

El 20 de enero, determinó la designación, con retroactividad al día 5, del Sr. Gabriel Ardían Bombini, como Director General Académico, con carácter “Ad honorem”, de la Escuela Municipal de Seguridad Local, pero la firma del decreto de designación del candidato, que según los corrillos del Palacio Municipal, “le habrían impuesto, a Gustavo, los muchachos de La Campora”, está demorada.

Pero más allá de si fue o no apadrinado, lo cierto es que Telpuk, durante la audiencia pública, se mostró resuelto a compensar la debilidad de no ser oriundo de la ciudad, a través de una relación estrecha y fluida con los ediles y los vecinos para interiorizarse de la problemática delictual. Admitió con franqueza, que la Jefatura de la Policía de Prevención Local, “es una mochila pesada para cargármela yo solo, no tengo tanta espalda para cargar tanto peso”. Y además, dejó entrever una actitud crítica con respecto a la Policía Bonaerense, aunque aclaró que no creía que fuese una “maldita policía”.

“La decisión de formar una Policía Local con una impronta diferente a otras, tiene que ver con “manos en acción”, recoger el guante procedente de una sociedad que reclama acciones diferentes”, sostuvo, asegurando que la fuerza de seguridad, a su cargo, “va tener la capacidad de articular no solo con las otras fuerzas policiales sino, también, con los organismos municipales que ya están trabajando en salud, asistencialismo y acción social, para poner todas esas problemáticas juntas, sobre la misma mesa, y diseñar un plan integral de seguridad y más adelante un programa de Prevención del Delito”.

Y como si tanta franqueza no fuese suficiente, deslizó que “hay demasiados diagnósticos sobre lo que pasa con la inseguridad, pero lo que no hay son manos que se pongan en acción”, reconociendo que “un año no es suficiente para formar a un policía, lo cual requerirá que, después de egresar de la academia, deban realizar permanentemente capacitaciones”, y afirmó desconocer los recursos económicos que dispondrá al hacerse cargo de la nueva fuerza de seguridad…

 

Los comentarios están cerrados.