Jorge Elias Gomez, Opinión

Por qué no renunciará Maradona

blank
Maradona al terminar el partido, de fondo el técnico alemán.

Sin embargo Maradona dejó su conclusión: “éste es el camino a seguir” (¿?), al término de una las mayores derrotas en la historia de los mundiales  de futbol, ocurrida en Suecia del ´58. “Tengo que hablarlo con la familia” está en todo su derecho, pero su cargo de entrenador de la Selección Nacional, merece otro marco de respeto, ya que lo mantiene la gente.

La Iglesia Maradoniana le hará el aguante, fundada después del ´86, tras el gol de los todos los tiempos frente a Inglaterra. Pero ese fundamentalismo, terminó envolviendo en confusión a un pueblo que festejó triunfos contra Nigeria, Corea del Sur, Grecia y México, sin saber muy bien por qué.

Existe mucho cinismo e hipocresía en torno al asunto. Tres países limítrofes, Chile, Uruguay y Paraguay,  cuatro si incluimos a Brasil, jugaron instancias similares a nuestra selección nacional e incluso la superaron. Bielsa, Martino, Tábarez jugaron la misma eliminatoria sudamericana. En esa etapa Paraguay y Chile no tuvieron problemas en clasificar, menos Brasil,  y no dependieron de ningún “salvador”, que haya demostrado su alianza con la suerte.

Esto no funcionaba desde entonces. Todos los técnicos tienen  problemas con las convocatorias, las lesiones etc. Le quedó mal la cancha de Ríver, la inclusión de Ruggeri pareció más importante que la de Messi, Higuaín fue convocado por necesidad. Se le faltó el respeto a Zanetti y a Crespo (el verdadero goleador histórico de Argentina en eliminatorias).

Que no jugamos con Canadá, que jugamos en Dubai, con Bilardo no “tengo ningún problemas”, con “Julio (Grondona) hace rato que no hablo”. Su aparición aplaudiendo el fútbol para todos, junto a CFK en el predio de la AFA, su vínculo con el oficialismo, el living con Susana y los periodistas amigos. Todo un cúmulo de interferencias y ruidos en la línea, que no son las más aconsejables, para un campeonato de alta competencia, en el deporte más profesional del mundo.

Lo único que había en la agenda era el Mundial. Se terminó la ilusión de un Maradona candidato”, dijo ayer a La Nacion un funcionario. Era una hipótesis en estudio para apuntalar el proyecto Kirchner 2011, publica hoy el matutino porteño en su edición digital. Tampoco se lo da como demasiado despegado del caso de los barras brava, que llegaron a Sudáfrica para alentarlo.

“Dormimos todos juntos”, “comemos todos juntos”, “la estamos pasando bárbaro en la concentración”, “Vamos a dejar la piel”, los himnos de Valeria Linch, las arengas en afiches pegados en las paredes de los vestuarios. La patética arenga a su jugadores “Ellos hablaron antes nosotros vamos a hablar en la cancha” en la boca del campo de juego”. “Yo no me como el chamuyo del 4 a 1 a los ingleses”, no claro, luego se comió 4 de los alemanes. Siempre altisonante y soberbio por todos los poros. Es Maradona. Un ex jugador de futbol eximio, quizás el mejor de todos lo tiempos, que cree haberse convertido en un filósofo de la vida, por haber tenido esa condición

Toda esta decantación, fue desnaturalizando un proceso, de pésima conducción deportiva. En el ´86 Bilardo supo rodear al mejor jugador del mundo de un equipo funcional a esa jerarquía de jugador. También casi lo logra en el ´90.

Maradona en 2010,  fracasó en el intento y en lugar de hacerlo encender a Lionel Messi, lo terminó apagando. El jugador de Barcelona, considerado el mejor del mundo, quedó trunco, mustio, a su lado su conductor trabajaba para su ego. Fue muy evidente. No estaría demás ver cómo funcionan Iniesta y Xavi, en estos momentos con España, jugando como semifinalistas, y se podrá ver como funciona David Villa. Messi no convirtió un gol, si lo hicieron casi todos los goleadores, con excepción del tibio Wayne Rooney.

Desde sus actitudes hasta sus declaraciones. Si el exabrupto a “Toti” Passman fue del peor de los calibres públicos que se conozcan, no hay que ser demasiado imaginativo, para pensar que el periodista, podía haber sufrido un intento de violación, si Argentina era campeón mundial.

Messi, Milito, Tevez e Higuaín fueron los goleadores de España, Italia e Inglaterra, pero no fueron suficiente. Y el error estuvo allí, se creyó que iban a resolver la falta de capacidad y experiencia de Maradona. No se armó un conjunto colectivo, para actuar en función de ellos. No hubo coordinación, relevos ni estrategias. Los adversarios de Argentina planificaron su estrategia, definiendo como iban a neutralizar nuestras gemas goleadoras. Ya en el mundial pasado nos había ocurrido, con la forma de conocer cómo ejecutaban los penales, los jugadores argentinos

El clan Maradona, es un fenómeno de facturación comercial que gira alrededor del “10”, sin su exposición mediática, sus ingresos caerán estrepitosamente. Otro tanto vale para el “Mancu” y el “Negro” Enrique. El sueldo de Maradona pagado por AFA y el Futbol Para Todos es de U$S 1.000.000 anuales, como para ir sacando conclusiones.

Que “Masche”, “Micho”, “Lío”, “El Muro”, “Pipita”, “La Brujita”, esa apelación  constante a los apodos, que sonaba a sobreactuación, encima llorón con los arbitrajes, cuando en realidad favorecieron a la Argentina.

Esas actitudes demagógicas y populistas, que ilusionaron un pueblo a partir de bravuconadas. Ganar un mundial con Maradona, es cómo haber pretendido ganar la Guerra por las Malvinas, bajo el mando de Leopoldo Galtieri.

Hay un claro convencimiento, que aún no habiendo transcurrido 24 horas de la eliminación, todavía no se sabe la verdad. Ya se aflojaran tensiones y se lograrán detalles y revelaciones de lo qué realmente pasó en Sudáfrica 2010. La verdad todavía está muy oculta. Poco a poco los argentinos irán sabiendo la verdad, de esta aventura que ha tenido un final decepcionante.

La participación de la gente acompañando a la Selección Argentina y a los actos por el Bicentenario tienen una raíz común, ambos acontecimientos fueron gratuitos (fundamental), tocaban la fibra más íntima del sentimiento de la gente. Ese combo es inigualable, pero cuando se deja en manos de los políticos o de quienes se sienten intocables, es inevitable caer en la desilusión, en la decepción. En estos casos, lo que se trata siempre es de engañar a la gente, utilizándola con inconfesables objetivos. Imperdonable cuando se lo hace desde la especulación.

Jorge Elías Gómez
jgomez@mdphoy.com

Nota relacionada

Chile tiene un entrenador y Argentina un comentarista


6 Comentarios

  1. blank pedro lopez martucci

    Jorge, coincido en un ciento por ciento respecto del ESTREPITOSO FRACASO de la seleccion, y fundamentalmente de Maradona como DT.
    Pero hay un responsable maximo de todo esto que es Julio Humberto Grondona, ultimo funcionario de la Dictadura, que se mantiene en su cargo, nombrado por el genocida Jorge Rafael Videla.
    Un abrazo, Pedro Lopez Martucci.

  2. Por lo menos que tenga la grandeza que tuvo Dunga y que renuncie antes de que lo echen.
    Nunca debio ser DT de la seleccion.
    Se terminó la mentira maradoniana.

  3. El maximo responsable de este fracaso futbolistico es Humberto Grondona.Maradona debe renuncar como cualquier técnico que no cumple sus objetivos agravado por que dada la calidad de los jugadoresse podía aspirar a mejores resultados.El futbol Argentino esta sin proyecto,sus clubes fundidos y ahora es utilizado para un proyecto político con aspiraciones hegemonicas y practicas corruptas.Nada me sorprende de lo ocurrido.

  4. Gomez si sabes tanto porque no te haces técnico y quizas un dia llegues a dirigir a la Selección, ustedes los periodistas se la pasan opinando y pareciera que saben mas de futbol que los propios protagonistas, por favorrrrrr.

  5. blank pedro lopez martucci

    Si los periodistas no estan para opinar, para que estan?

  6. como argentino residente en el exterior el sentimiento de vergüenza ajena es inmenso, nosotros tratamos de poner nuestro granito dia a dia hablando bien de nuestro país, nuestra ciudad, nuestras constumbres y ese trabajo de hormiga te lo hecha a perder unos individuos que juegan con el sentimiento de la gente, aferrados al poder de turno, con el único fin de figurar. si fueran más inteligentes, con la boca cerrada serian más respetados a nivel mundial. es lo mismo que pasa cuando la presidenta va a alguna reunión y sale en la tv o en los periodicos, dá pena y cuando abre la boca o empieza a los manoseos, peor. es una lástima, tenemos una cruz encima que de una vez por todas hay que tratar de eliminar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*