Política

Lavagna deja la política y las fotos en sepia, sólo en cuestión de días u horas

blank

Consenso por Mar del Plata fue un título atrapante, que despertó expectativas como espacio de apoyo a la candidatura presidencial de Roberto Lavagna. Pasar a observar las fotos de los integrantes era como darle vigencia a un DNI en blanco y negro. Ese pálpito con mezcla de intuición quedó estampado con una duración efímera.

Eduardo Duhalde y Luis Barrionuevo, fueron quienes llevaron las banderas a esta altura de un subgrupo de peronistas. Dijo anoche Lavagna que los rejuntes no salen bien, como que no le simpatizan las mezclas. Quién y cómo ordena el peronismo es una pregunta que puede tener múltiples respuestas. En Consenso por Mar del Plata el colorido hizo doler los ojos. No fue una cuestión de matices. Una paleta multicolor inspirada en el espanto que genera el oficialismo.

blank

Lavagna anoche tiró “abajo de un tren” nada menos que apabullante ganador de la gobernación de Córdoba, Juan Schiaretti quien debió reunirse con Marcelo Tinelli y Daniel Scioli. El desconcierto supera la capacidad de asombro. Los precedentes de esta naturaleza en las horas dramáticas que vive el país, suenan a una burla que merece mayúsculo rechazo.

¿Lavagna es un conductor político, un  armador, es realmente seria su aspiración a convertirse en el sucesor de Mauricio Macri? Ayer profundizó una grieta con visos de abismo, aún en el peronismo amigo, donde tiene que ir a bucear. Lavagna espera un operativo clamor que nunca llegará. Sus condiciones son tan desconocidas como irreconciliables con el ADN del P.J. a tal punto que las fotos que aparecen son el fruto del apresuramiento y la desesperación por tener algún lugar en alguna grilla.

Lavagna hizo otra mención sumamente peligrosa. Le sacó tarjeta roja al acuerdo que Schiaretti firmó con el presidente Macri, con puntos de consenso como punto de partida de un acuerdo político atado con alfileres. Después de lo observado anoche, realmente cuesta creer que Lavagna logre los propósitos que persigue, para convertirse en candidato presidencial. Hay fotos que no volverán a repetirse, fueron consumidas por la realidad.  No quiere competir en internas tampoco, llegó la hora de preguntarse ¿a quién le empató Lavagna?

Un comentario

  1. Es un 4 de bastos en el truco nacional…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*