Ciudad

Experiencia muy interesante

blank

Un joven, que fue sentenciado con pena de prisión en suspenso, debió ir a la Unidad Penitenciaria de Batán para que conozca los pabellones de encierro que tendría que ocupar si viola las restricciones impuestas por el Juez.

 

El juez Penal del Tribunal Oral en lo Criminal Nº 3, Juan Manuel Sueyro, intervino en el juicio abreviado a Hugo Ramos, un joven de 18 años quien era juzgado por robar elementos de una vivienda junto a dos adolescentes, y si bien no pudo decidir sobre la cantidad de años acordados en el juicio abreviado, ni tampoco la modalidad condicional de la misma, porque es lo pactado entre el fiscal y la defensa, el juez resolvió anexar varias medidas de conducta que deberá llevar el joven mientras que cumpla la medida. No solo esto, sino que el Juez también dispuso en su resolución que Hugo Gabriel Ramos visite la Unidad Penal 15 de Batán, acompañado por personal del Tribunal, para que tome verdadera conciencia del encierro efectivo que tendrá si decide incumplir las reglas de conducta o comete otro delito.

 

La visita a la U.P. 15 se llevó a cabo en la tarde del viernes y resultó muy positiva de acuerdo a lo que pudo constatar el personal tribunalicio que acompañó a Ramos, puesto que sirvió para que tome verdadera dimensión de lo que es un una pena de cumplimiento efectivo y tome dimensión de lo que significa mantener la libertad.   

3 Comentarios

  1. No entiendo a qué apunta la nota, hay que tenerle piedad y compasión al delincuente? Las drogas hacen mal muchachos

  2. Hay un programa en la tv que es similar, en EE.UU…donde las madres piden que sus hijos (que ya empiezan a tener conflictos con las leyes) vayan a pasar un día de «cárcel», para que vean lo que puede esperarles…la mayoría cambia su forma de ser…

  3. apunta a una segunda oportunidad