Política

«En Cambiemos como espacio político están faltando mesas de diálogo»

DSC_00052Sostuvo en diálogo con mdphoy.com el vicepresidente del Senado provincial, Carlos Fernández, quien participó este jueves de la inauguración del Centro de Estudio y Gestión Ciudadana, referenciado por el edil radical Mario Rodríguez, sito en San Lorenzo 1197 de nuestra ciudad.

Consultado acerca de las fricciones dentro de la coalición oficialista entre la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vida y la líder de la Coalición Cívica, Elisa Carrió, Fernández se manifestó preocupado y consideró que “en Cambiemos como espacio político están faltando mesas de diálogo mucho más institucionalizadas, en donde los distintos referentes o partidos políticos que integramos el frente pudiéramos hacer nuestro planteo”. A renglón seguido subrayó que “va a haber que hacerla porque alguien que integra un espacio pretende ser escuchado y si del otro lado nadie lo escucha o no tiene un espacio para plantear su visión respecto a determinado tema se termina haciendo público como las fricciones que trascendieron entre la gobernadora y “Lilita” Carrió”.

En tal sentido, agregó que “Carrió tiene una personalidad muy particular pero de todas maneras tiene una enorme honestidad y las cosas que plantea hay que tenerlas en cuenta”.

En otro orden ponderó las medidas de la mandataria provincial para erradicar la corrupción de las fuerzas de seguridad bonaerenses, destacando que “hubo 1000 exonerados en seis meses de gestión. Hay un claro antes y después, y a partir de ahí se cortó la cadena de corrupción por lo menos en la llegada al máximo escalón, donde se empieza a separar la paja del trigo”. Añadiendo también que “hablar de las exoneraciones y la exigencia de declaraciones patrimoniales de todos los oficiales de rango de subcomisario hacia arriba y la posibilidad de hacerlas públicas, le pone a todo el mundo las barbas en remojo. Y si esto además, obliga a hacerlo a toda la dirigencia política legisladores y jueces, implica empezar a poner sobre la mesa uno de los principales problemas que tiene el país y la provincia en particular, que es el de la corrupción para contraponerle un esquema de transparencia”.

Requerida su mirada con respecto a la gestión local de Cambiemos que encabeza el intendente Carlos Arroyo, el legislador provincial evaluó que la gestión del `hombre del impermeable azul´ “se encontró con un caos más que importante, un déficit enorme y una deuda monstruosa. Y durante todo este tiempo le ha costado lógicamente acomodar las cargas para que el barco no ande de un lado para el otro. Por ende, lo que le ha pasado centralmente a la gestión de Arroyo es esto”.

Asimismo, pontificó que “el armado de una coalición como la que se ha conformado en esta ciudad también tiene sus propios bemoles, donde hay encuentros y desencuentros, pero la idea en general del gobierno de Arroyo ha sido intentar que esto vaya para adelante. Y por su parte el gobierno provincial ayuda como puede para que la administración municipal se encamine a un rumbo. En tal sentido esperemos que tenga éxito”.

Por su parte, Fernández aclaró que “la enorme cantidad de municipios que cambiaron de color político el pasado 10 de diciembre, se encontraron con problemas complejos, deudas con proveedores muy importantes y mucho desorden. Y el gobierno bonaerense fue ayudando primero para poder pagar el sueldo y el aguinaldo en diciembre. Y ahora ha tenido que ayudar a una importantísima cantidad de municipios independientemente del color político para que puedan hacer frente al pago del aguinaldo”. Y concluyó sentenciando que “lo cual es producto de un desorden previo que era lo que venía sucediendo en la provincia de Buenos Aires”.

Los comentarios están cerrados.