Policiales

El kiosko del barra: la reventa dio sus frutos en el primer superclásico del año

boca.river_.mardel-infobaeEn el marco de lo que fue una fiesta en las tribunas con un nuevo superclásico disputado en Mar del Plata. A varias  cuadras del estadio José María Minella, barras de Boca y River intentaban revender entradas, llevando a cabo su negocio. En la intersección de Juan B. Justo e Independencia, un grupo de siete barras “xeneizes”, con un fajo de unos 100 tickets, gritaban a viva vos “quiere quiere entradas muchachos, tenemos popu (populares), plateas, hay de todo”, ante la atenta mirada de los simpatizantes que llegaban al estadio.

Solo a 200 metros, comenzaba el primer cordón policial, mientras que los simpatizantes caracterizados continuaban con su gran negocio de la reventa, con precios exorbitantes: de 1000 a 1800 pesos.

Por su parte personal policial aseguró que en los alrededores del estadio se detuvieron a 12 personas que vendían entradas a 1800 pesos cada una. Luego de apresarlos, la Policía secuestró decenas de tickets populares y también una suma importante de dinero, salido de las ventas ‘por izquierda’ de las localidades.

Algunos hinchas, que se acercaron en la noche de ayer para presenciar el superclásico, le confirmaron a mdphoy.com que los mismos que habían sido apresados horas antes, se apostaron minutos antes del partido en el cruce de Independencia y Paso y en la intersección de  Av. Juan B Justo e Independencia.

Asimismo personal policial bonaerense confirmó que cinco fanáticos riverplatenses (con los colores que identifican a la institución de Núñez) fueron arrestados por alterar el orden público.

Por su parte, se informó que otros cuatro cayeron por portar droga: tenían marihuana y cocaína encima. Un total de 21 individuos.

Los comentarios están cerrados.