Ciudad

Denuncian contaminación del agua en Lagunas de Punta Mogotes

DSC02980Vecinos y miembros de organizaciones de la sociedad civil han alertado sobre cambios en la calidad del agua de una de las lagunas del Complejo de Punta Mogotes.

Puntualmente delante del Balneario 9 la coloración del agua se ve lechosa, a diferencia del resto de la laguna. A menos que se realice algún tipo de análisis es imposible saber qué es lo que ha producido este cambio de coloración en el agua, pero es evidente que han vertido alguna sustancia en el lugar y esto causa gran preocupación.

Ante la posibilidad de que este vertido sea peligroso, tóxico o contaminante y que afecte a la gran diversidad de seres vivos que allí habitan se han realizado denuncias ante el OPDS (Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible) y ante la Administración de Punta Mogotes, que está a cargo del control y vigilancia de este espacio de territorio provincial.

En 1997 la ordenanza municipal 11038 declaró a las conocidas lagunitas de Punta Mogotes como Área Protegida Municipal, sin embargo, debido a que el territorio es de jurisdicción provincial el Municipio no controla ni fiscaliza el área. Por esto, en numerosas oportunidades vecinos y miembros de diferentes organizaciones de la sociedad civil han realizado reclamos por la cantidad de basura que se acumula en las lagunas y por la ausencia de control ante la constante realización de actividades prohibidas como pescar, bañarse o navegar en las lagunas. A pesar de la existencia de cartelería que indica que no está permitido, es algo muy común ver gente pescando o navegando en las lagunas.

Existe un Proyecto de Ley presentado ante la Legislatura Provincial para declarar a las lagunitas “Paisaje Protegido de Interés Provincial”. Este proyecto, presentado por el diputado Pablo Farías cuenta con media sanción de la Cámara de Diputados de la Provincia y está a la espera de su sanción definitiva por la Cámara de Senadores.

Mientras tanto vecinos y activistas de distintas organizaciones se encuentran a la espera de la respuesta de las autoridades ante quienes han denunciado la posible contaminación.

Foto: María José Solis

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*