Política

Cruces y advertencias en torno a la judicialización del conflicto de Playa Chica

Foto-0006“Sí quieren archiven la nota del ex concesionario de Playa Chica, archívenla. Pero cuando tratemos el archivo en el recinto, voy a ir a la causa judicial, donde están las desgravaciones de las escuchas telefónicas a ver quién hablaba con Gerardo Fernández. Sí hablaba con integrantes del bloque radical o con los funcionarios del Ejecutivo que tenían que controlar que las cosas en esa unidad turística fiscal se hiciesen”, advirtió desafiante, el edil radical Nicolás Maiorando.

La advertencia fue planteada en la Comisión de Legislación y tuvo como marco de referencia la reconsideración de la nota 176, mediante la cual el ex concesionario de Playa Chica, Dr. Gerardo Fernández, pone en conocimiento del HCD el proceso de distintas causas judiciales que está llevando adelante por la caducidad del contrato de la Concesión de la UTF Playa Chica y solicita al presidente del Concejo se abstenga de aprobar cualquier llamado a licitación sobre dicha unidad.

Los ediles del oficialismo, destinatarios de dicha advertencia, previamente habían intentado justificar la postura de archivo de la polémica nota, sugiriendo capciosamente que la posición radical en disidencia, “no tiene más sentido que ejercer la defensa del ex concesionario”.

Maiorano prosiguió su arremetida, afirmando que “cuando el concejal Gauna dice que el bloque radical defiende, la verdad es que yo en todas las grabaciones telefónicas a los únicos que escuche fueron a Pablo Fernández y a un funcionario de la Privada. El presidente del EMTUR le enrostra al ex concesionario que le había hecho un montón de favores, reprochándole que haya salido a los medios a denunciar la situación. Inclusive, el funcionario de la Privada, en una de esas escuchas, cuya desgravación consta en la causa, le indica que tenía que vender el paquete accionario a determinadas personas. De modo que sí ustedes quieren decir que acá no pasó nada, díganlo. Está todo bien. Pero no nos vinculen a nosotros, porque los que están en las conversaciones son los funcionarios, que ustedes no quieren que vengan a dar explicaciones al Concejo de porque tienen este tipo de conversaciones con los privados”.

“Como esas conversaciones con el ex concesionario de la UTF Playa Chica, hubo otras con otros con otros tenedores de unidades turísticas fiscales, que no digo que estén grabadas, pero que existen y a través de las cuales se resuelven cuestiones vinculadas a los contratos de esos balnearios. Pero no nos vengan a endilgar a nosotros que lo defendemos cuando acá los que estuvieron apañando toda esta situación fueron los funcionarios del Departamento Ejecutivo”, sentenció.

Gauna intentó aclarar oscureciendo aún más el panorama, al aducir que “me llama la atención el enojo, porque yo lo que dije es que el bloque radical siempre lo defendió y no tiene nada de malo. No lo dije como nada negativo. Lo dije simplemente porque siempre que se trató este expediente, sobre todo Cristina (Coria), adoptó una postura de defensa. Con lo que quiero decir que creo que ella cree que el EMTUR se manejó mal con este tema y por eso asumió la defensa del concesionario. Uno puede defender cosas que otro cree que está equivocado”.

A su turno, el presidente de la Comisión Cristian Azcona, adelantó que se abstendría en la votación del expediente, advirtiendo también que “archivarlo sería cometer el mismo error que se cometió con las denuncias de Furlanetto con respecto al incumplimiento de obras en la UTF Varese- Cabo Corrientes y después la Justicia nos llamó a declarar. Por eso entiendo que al estar judicializado, este expediente debería quedar en comisión”.

Por su parte, la edil Cristina Coria replicaría a Gauna que “esta gestión del EMTUR se ha caracterizado por perseguir a determinados concesionarios. No mide a todos con la misma vara, a algunos les da permisos tácitos y a otros, cuando llega el momento como describió Maiorano, les dice: “tu relación con el municipio, a partir de ahora, va a ser imposible. Frente a esta arbitrariedad yo por supuesto voy a defender no a este concesionario en particular, sino a cualquiera. Porque no podemos dejar pasivamente que el funcionario de turno se le ocurre elegir amigos y enemigos, depende de las simpatías o no sé de qué cuestión y que a algunos los persiga”.

Asimismo señaló que “claramente había una situación por parte de los funcionarios, tendiente a que el ex concesionario tomara alguna decisión, no sé sí se trataba de transferencia de acciones. Pero es ostensible que había una conversación donde se le indica hacer unas cosas y como no quiso hacerlas, empieza a tener las consecuencias que tiene. Y eso a mí me parece que es abuso de poder. Y yo no sé si después el Municipio no va a tener alguna consecuencia de litigio por esta acción de un funcionario, que ya no va a estar”.

Finalmente el voto mayoritario de Acción Marplatense y el Frente para la Victoria sellaría del destino final de archivo, aunque la advertencia del ex presidente del HCD, quedó flotando ominoso en el aire de la sala de comisiones.

Roberto Latino Rodríguez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*